Partido de gobierno se une para salvar al presidente Abdo de un juicio político en Paraguay

·2  min de lectura
IMAGEN DE ARCHIVO. El presidente de Paraguay, Mario Abdo, durante un evento en Asunción

ASUNCIÓN, 17 mar (Reuters) - El gobernante Partido Colorado de Paraguay se unió el miércoles para salvar al presidente, Mario Abdo, de un juicio político impulsado por legisladores de la oposición, que lo acusaron de mal desempeño de funciones por el manejo de la crisis sanitaria en el peor momento de la pandemia.

El oficialismo convocó una sesión extraordinaria para analizar la acusación contra el mandatario y su vicepresidente una hora después de que el documento haya tenido entrada en la Cámara de Diputados. Treinta y seis legisladores votaron a favor y 42 rechazaron la iniciativa, que finalmente pasó al archivo.

El gobierno del conservador Abdo ha enfrentado manifestaciones en los últimos días, en medio de un aumento récord de casos de COVID-19 que dejó a los hospitales al borde del colapso y sin medicamentos, mientras las vacunas tardan en llegar.

"No siempre tener la mayoría es tener la razón (...) pueden haber ganado el juicio político pero perdieron el juicio ciudadano", dijo el diputado opositor Edgar Acosta durante la plenaria.

Los diputados que argumentaron en contra del juicio defendieron la necesidad de estabilizar políticamente el país para avanzar en la compra de vacunas y medicamentos que ayuden a contener la crisis.

Poco después de conocerse el resultado, la policía dispersó con balas de goma y carros lanza-agua a un grupo de manifestantes que reaccionó arrojando piedras y enfrentando a los agentes cerca de la sede del Congreso en el centro histórico de Asunción.

La cámara necesitaba 53 votos para dar inicio al trámite, pero el mandatario logró el apoyo clave del sector que lidera el expresidente Horacio Cartes dentro del gobernante Partido Colorado para quedar a salvo.

No obstante, el pedido agregó presión al gobierno de Abdo, quien días atrás cambió a varios ministros, incluyendo al de Salud y a su jefe de gabinete "en aras de la pacificación", y trabaja contrarreloj para conseguir más vacunas.

El país recibió hasta ahora 27.000 dosis -de las cuales 23.000 fueron donadas por Chile y Emiratos Árabes Unidos- con las que está inmunizando a profesionales de terapia intensiva. El viernes espera la llegada de 36.000 dosis de AstraZeneca del programa COVAX, anunció Abdo.

El ministerio de Salud registró el miércoles un nuevo récord diario de 2.540 casos de COVID-19, que elevó el número total de infectados a 185.888. Los muertos suman 3.588.

(Reporte de Daniela Desantis. Editado por Javier Leira y Manuel Farías)