Primer "paro migrante" en Argentina contra políticas discriminatorias

Migrantes bolivianos, peruanos y paraguayos protestan frente al Congreso argentino mientras los legisladores debaten el endurecimiento de controles migratorios, el 14 de febrero de 2017 en Buenos Aires (AFP/Archivos | Juan Mabromata)

"¿Qué pasaría si los migrantes demostramos todo lo que aportamos a la sociedad?", se preguntan los impulsores del primer "paro migrante" en Argentina, este jueves, en rechazo a políticas del gobierno de Mauricio Macri.

Organizaciones de colectividades de diversas nacionalidades latinoamericanas llamaron a marchar hacia el Congreso "para visibilizar el contexto de crisis" que están viviendo.

El Paro Migrante apunta contra un decreto del presidente Macri de enero pasado que endurece el control migratorio.

Ese decreto "nos criminaliza, quita derechos e invisibiliza nuestro aporte a la economía argentina, sobre todo en un contexto de ajuste económico que afecta a todos los trabajadores del país", señala un comunicado firmado por Bloque Migrante, apoyado por un video en redes sociales que mezcla acentos de Bolivia, Perú, Chile, Paraguay y Colombia.

Según un informe de 2016 de la estatal Universidad de Tres de Febrero, los migrantes aportan entre 1.000 y 1.500 millones de dólares por año en impuesto al valor agregado, en tanto que entre 2007 y 2011 generaron riqueza por entre 3.900 y 5.000 millones de dólares.

"Con este paro queremos instalar ese debate sobre nuestro rol económico, social y cultural", explicó Juan Vázquez, del colectivo de bolivianos Simbiosis Cultural.

Según Vázquez, aún en rubros como el textil o la construcción, donde hay mayoría de trabajadores extranjeros, sólo un 25% de los delegados sindicales pueden ser inmigrantes.

Argentina tiene 4,5% de población migrante entre sus 40 millones de habitantes, según datos de Naciones Unidas.

Para justificar el endurecimiento del control migratorio, el gobierno informó que el 33% de los delitos vinculados al narcotráfico son cometidos por extranjeros, pero ese porcentaje se reduce a menos de 6 si se toman los delitos en general, de acuerdo a la misma fuente.

"Soy mexicano, soy peruana, soy boliviano, soy psicóloga, soy costurera, soy estudiante.... soy migrante. También aporto a tu economía, a tu cultura, a tu sociedad", sintetiza una convocatoria replicada en las redes sociales.

El "paro migrante" coincide con una huelga con marcha convocada por dos de las tres centrales obreras, y recuerda el 30 de marzo de 2006, cuando producto de un incendio en un taller textil clandestino en Buenos Aires murieron cinco niños y una mujer, todos bolivianos.

La nueva política migratoria argentina fue denunciada el 20 de marzo ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) por entidades ligadas a inmigrantes, al considerar que fomenta la xenofobia, la intolerancia y el "racismo institucional".