Parlamento de Venezuela desconoce designación de nuevas autoridades electorales

La nueva presidenta del Consejo Nacional Electoral (CNE), Indira Maira Alfonzo (D) y la nueva rectora Tania D'Amelio, se saludan al llegar a la sede de la CNE en Caracas el 15 de junio de 2020 (AFP | Federico PARRA)

El Parlamento de Venezuela, de mayoría opositora, desconoció este martes la designación de nuevas autoridades electorales hecha por el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) y tachó de "farsa" las próximas elecciones parlamentarias, previstas para este año.

En un acuerdo aprobado en una sesión por videoconferencia, el Legislativo rechazó "la pretendida designación" de una nueva directiva del Consejo Nacional Electoral (CNE), encabezada por Indira Alfonzo, una magistrada sancionada por Canadá.

De cara a las parlamentarias, aún sin fecha establecida, "no se reconocerá ni esta ni ninguna otra farsa electoral (...) como tampoco las actuaciones o resultados que se deriven de esas ilegítimas designaciones", apuntó la unicameral Asamblea Nacional en el documento.

El TSJ, acusado por la oposición de servir al chavismo, nombró el viernes nuevas autoridades electorales tras declarar el 5 de junio la "omisión" del Parlamento, único poder en manos de la oposición, en su potestad legal de elegir nuevos rectores del CNE.

La cámara acusó al gobierno del socialista Nicolás Maduro de intentar llamar a comicios sin "condiciones mínimas de transparencia".

Los mayores partidos de oposición anunciaron el domingo en un comunicado conjunto que boicotearán las elecciones legislativas, calificando el proceso de "farsa".

El oficialismo tiene así el camino libre para recuperar el control de la cámara que perdió en diciembre de 2015, cuando la oposición ganó 112 de 167 curules de Parlamento, quebrando 15 años de hegemonía chavista.

"No reconoceremos nada que emane de ese falso TSJ, de ese falso CNE", indicó en su intervención el jefe parlamentario, Juan Guaidó, reconocido como presidente encargado de Venezuela por medio centenar de países encabezados por Estados Unidos.

Washington rechazó la designación de un nuevo CNE que "ignorará las condiciones requeridas para elecciones libres" y la Unión Europea consideró clave este martes un ente electoral "independiente y balanceado" para un "proceso electoral creíble" en Venezuela.