El Parlamento celebra la Independencia de Brasil sin Bolsonaro

·2  min de lectura

Brasilia, 8 sep (EFE).- El Parlamento brasileño realizó este jueves una sesión solemne en conmemoración del Bicentenario de la Independencia del país de Portugal, con representantes de todas las instituciones públicas y autoridades extranjeras, y en ausencia del presidente Jair Bolsonaro.

El líder de la ultraderecha, que este 7 de septiembre convirtió la fiesta del Bicentenario en multitudinarios mítines de cara a los comicios del 2 de octubre, en los que intentará la reelección, había confirmado presencia pero no asistió por razones no precisadas.

A esa misma hora, sin embargo, Bolsonaro estaban con un nutrido grupo de simpatizantes en la puerta de su residencia oficial, donde pasó más de una hora conversando y posando para fotos.

Hasta ahora, los sondeos muestran a Bolsonaro con una intención de voto en torno al 30 %, frente al 45 % que tendría el expresidente Luiz Inácio Lula da Silva, candidato de un frente progresista.

La ceremonia en el Parlamento tuvo como invitados al presidente de Portugal, Marcelo Rebelo, y autoridades de otros países de lengua portuguesa, y fue encabezada por los jefes del Senado, Rodrigo Pacheco, de la Cámara de Diputados, Arthur Lira, y de la Corte Suprema, Luiz Fux.

Estos tres últimos se abstuvieron de participar el miércoles en los festejos oficiales por los 200 años de la Independencia, en un aparente rechazo a grupos radicales del bolsonarismo que ya habían anticipado que protestarían contra las instituciones democráticas, como efectivamente ocurrió.

En su discurso, Pacheco hizo un repaso del proceso que llevó a la Independencia y llegó a los días actuales, cuando el país "está a menos de un mes de volver a ejercer el derecho cívico del voto", que "es el arma más importante de la democracia y no puede ser ejercido en medio de discursos de odio e intolerancia", puntualizó.

Rebelo se abstuvo de comentar la coyuntura actual, pero presentó el "agradecimiento de Portugal" por "la fraternal amistad" entre las dos naciones y definió a Brasil como "una nación abierta a la paz y los derechos humanos", que incluso, en el Siglo XX, acogió a "muchos portugueses que dejaron atrás penurias económicas o persecuciones".

En la ceremonia también estuvieron los expresidentes José Sarney (1985-1990) y Michel Temer (2016-2018) y, según el Senado, fueron recibidos mensajes en alusión a la fecha de los exmandatarios Lula (2003-2010), Dilma Rousseff (2011-2016), Fernando Henrique Cardoso (1995-2003) y Fernando Collor de Mello (1990-1992).

(c) Agencia EFE