Paraguay expone ante OMS su lucha contra el COVID-19

Por Alejandro Montesinos Castillo

Asunción, 23 May (Notimex).- El presidente de Paraguay, Mario Abdo Benítez, participó como invitado especial de la edición número 73 de la Asamblea de la Organización Mundial de la Salud, realizada de manera virtual, para compartir las medidas que el país ha implementado para contener al COVID-19.

El mandatario aseguró que, tras la confirmación del segundo caso de SARS-CoV-2, el 9 de marzo, su administración tomó medidas “drásticas y de alto impacto”, que algunos consideraron como “exageradas”, como el establecimiento de cuarentena obligatoria, cierre de fronteras y escuelas.

Con una población cercana a los siete millones de habitantes, Paraguay ha confirmado hasta el 20 de mayo un total de 833 contagios de la nueva cepa de coronavirus y 11 fallecimientos relacionados, destacando que desde el 7 de marzo -cuando se confirmó el primer contagio- ninguna de las personas diagnosticadas ha sido atendida en el área de cuidados intensivos.

Durante la reunión de la OMS, el mandatario reconoció que las medidas que tomó su administración fueron motivadas por “la realidad del pueblo y el sistema de salud”, el cual “no estaba preparado para enfrentar algo como esto”.

Aunque el país es uno de los de menos contagios confirmados del nuevo virus, enfrenta un doble problema: el bajo número de pruebas de detección realizadas (21 mil 542), que representan el 0.30 por ciento de la población, y la frontera de más de mil kilómetros que comparte con Brasil.

Brasil, “la gran amenaza” paraguaya durante el COVID-19

La semana pasada, el presidente Abdo declaró ante los medios que Brasil era “una gran amenaza para los resultados” que el país había alcanzado en el contexto de la crisis por COVID-19, dado que “no se ha controlado totalmente la frontera terrestre” entre ambas naciones, por lo que ha ordenado el despliegue de militares en la zona.

Por su parte, el Ministerio de Salud de Paraguay destacó que en los últimos días -de la tercera semana de mayo- “la mayoría de los casos confirmados de SARS-CoV-2 son de paraguayos que han regresado procedentes de Brasil".

Al respecto, el ministro del Trabajo paraguayo dijo que durante los próximos 90 días se espera la llegada de al menos 20 mil paraguayos procedentes de Brasil, por lo que se trabaja en la elaboración de un sistema para darles empleo y evitar la propagación masiva del virus.

-Fin de nota-

NTX/I/AMC/JGM