El papa pide que no se use al Líbano y Oriente Medio para "beneficios ajenos"

·2  min de lectura

Ciudad del Vaticano, 1 jul (EFE).- El papa Francisco pidió hoy que no se utilice al "Líbano y Medio Oriente para intereses y beneficios ajenos", y que se permita a los libaneses "ser protagonistas de un futuro mejor, en su tierra y sin injerencias indebidas".

El pontífice también reclamó a los dirigentes políticos que "encuentren soluciones a la crisis económica, social y política" que atraviesa ese país, que tiene "deseo de visitar", en un discurso pronunciado tras una oración ecuménica por el Líbano.

Además, alentó a la comunidad internacional a facilitar las "condiciones para que el país no se hunda, sino que emprenda un camino de recuperación".

"Este querido país, tesoro de civilización y espiritualidad, que a lo largo de los siglos ha irradiado sabiduría y cultura, que es testigo de una experiencia única de convivencia pacífica, no puede quedar a merced del destino o de quienes persiguen sin escrúpulos sus propios intereses", denunció Francisco.

El papa definió al Líbano, como "un pequeño gran país" pero especificó que "es más que eso, es un mensaje universal de paz y fraternidad que se eleva desde Medio Oriente".

Francisco señaló que la vocación del Líbano es "ser una tierra de tolerancia y pluralismo, un oasis de fraternidad donde diferentes religiones y confesiones se encuentran, donde conviven diversas comunidades anteponiendo el bien común a las ventajas particulares".

Y mencionó que los libaneses ven "en la diversidad no obstáculos, sino posibilidades", con lo que les pidió que "no se desmoralicen y no pierdan el ánimo".

El pontífice puso de relieve la importancia de los jóvenes, a los que hay que "escuchar y atender, porque de ellos depende el renacimiento del país", y de las mujeres, a quienes dijo que hay que "respetar, valorar e involucrar en los procesos de toma de decisiones de Líbano".

El Líbano vive desde finales de 2019 una de las peores crisis económicas de su historia y el Banco Mundial estima que en la actualidad más del 50 % de su población vive bajo el umbral de la pobreza.

En las últimas semanas, la situación se ha deteriorado fuertemente con una nueva caída del valor de la libra, más inflación, una escasez de productos básicos como medicamentos y combustible, y continuos cortes eléctricos.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.