El papa Francisco recibe críticas por negarse a usar barbijo en público

LA NACION
·3  min de lectura

El papa Francisco, de 83 años, recibió críticas por resistirse a utilizar barbijo en público, incluso en espacios interiores, cuando una segunda ola de la pandemia golpea Europa.

Cuando el fin de semana el Papa se reunió con el primer ministro español, Pedro Sánchez, no llevó tapabocas durante la parte pública del evento. Por su lado, Sánchez llegó con la cara cubierta al Vaticano, pero se sacó la máscara inmediatamente antes y después del encuentro privado.

Prodigio: descubrió un posible tratamiento para el Covid-19 y tiene solo 14 años

No es la primera vez que Francisco se reúne con otras personas con la cara descubierta. La semana pasada, en su audiencia general semanal en el auditorio Pablo VI del Vaticano, el sumo pontífice apareció sin tapabocas. Al final de la audiencia, el Papa saludó a media docena de obispos sin máscara, estrechando las manos y conversando sin respetar la distancia segura con cada uno.

El día anterior, Francisco había usado una máscara durante un servicio de oración en Roma, la segunda vez que se lo vio con la cara cubierta.

A principios de este mes, Robert Mickens, editor de La Croix International y experto en el Vaticano, tuiteó una imagen "muy inquietante" del Papa sin máscara en una reunión interior "con un gran número de personas, muchas de las cuales se bajaron las máscaras para hablar con él. Y el Papa besó las manos de sacerdotes recién ordenados ".

El experto ha publicado una serie de tweets a lo largo de todo el mes que muestran al sumo pontífice en diversas ocasiones sin barbijo y reunido con personas de todas las edades sin respetar los dos metros de distanciamiento social.

Las regulaciones del Vaticano estipulan que se debe usar tapabocas dentro y fuera donde el distanciamiento social puede ser difícil de respetar.

Entre tanto, el Vaticano no se ha salvado del coronavirus: 13 guardias suizos dieron positivo por Covid-19 en las últimas dos semanas, junto con un invitado en Casa Santa Marta, la residencia del Papa. En total, ha habido 27 casos de coronavirus en la Ciudad del Vaticano, según el rastreador de la Universidad Johns Hopkins.

Francisco, que tiene 83 años y solo tiene un pulmón después de que le extirparon el otro debido a una infección cuando era adolescente, correría el riesgo de sufrir complicaciones graves si contrajera el virus.

La semana pasada, Thomas Reese, un sacerdote jesuita y periodista, escribió una carta abierta a Francisco criticándolo por no usar máscara, según reportó The Guardian. "Como cristiano, por no hablar de Papa, tienes la obligación de ser un buen ejemplo para el resto del mundo. Actualmente estás dando un mal ejemplo", escribió.

"Tú eres el jefe; debes seguir tus propias reglas. Cuando el clero se mantiene por encima de las reglas, a eso lo llamamos clericalismo, un pecado que ustedes han denunciado en voz alta", siguió Reese.

Popularidad en baja: tras el plebiscito, Piñera intenta reorientar su estrategia

"¿De verdad quieres ser como Trump?", añadió Reese, dado que el presidente de Estados Unidos, quien se contagió de coronavirus este mes, también ha aparecido frente a multitudes sin barbijo.

Reese hizo un llamamiento a los partidarios del Papa a presionarlo para que use una máscara con regularidad.

Por su lado, Austen Ivereigh, biógrafo del Papa, dijo que el uso de la máscara de Francisco estaba "evolucionando", informó The Guardian.

"Claramente está tratando de encontrar un equilibrio. Quiere permanecer abierto y accesible, y mantener la distancia social. Todos están tratando de encontrar su propio equilibrio, pero sé que ha sido menos responsable de lo que a algunos les gustaría que fuera", indicó.