Los palestinos ven poca diferencia entre los antiguos y los nuevos líderes israelíes

·2  min de lectura
FOTO DE ARCHIVO: El político de extrema derecha Naftali Bennett pronuncia una declaración en la Knesset, el Parlamento israelí, en Jerusalén.

Por Zainah El-Haroun y Nidal al-Mughrabi

RAMALLAH/GAZA, 3 jun (Reuters) - Los palestinos de Cisjordania y Gaza minimizaron en su mayoría el cambio de mando en el gobierno israelí, afirmando que el líder nacionalista que sustituirá al primer ministro Benjamín Netanyahu probablemente seguirá la misma agenda de derecha.

Naftali Bennett, antiguo funcionario de la principal organización de colonos de la ocupada Cisjordania, sería el nuevo líder de Israel en el marco de una coalición acordada el miércoles.

"No hay diferencia entre un líder israelí y otro", dijo Ahmed Rezik, de 29 años, trabajador del gobierno en Gaza.

"Son buenos o malos para su nación. Y cuando se trata de nosotros, todos son malos, y todos se niegan a dar a los palestinos sus derechos y su tierra", enfatizó.

Bassem Al-Salhi, representante de la Organización para la Liberación de Palestina (OLP), dijo que Bennett no era menos extremista que Netanyahu, y añadió: "Se asegurará de expresar lo extremo que es en el gobierno".

Hamás, el grupo islamista que controla la Franja de Gaza, dijo que no importaba quién gobernara Israel.

"Los palestinos han visto docenas de gobiernos israelíes a lo largo de la historia, de derecha, de izquierda, de centro, como ellos lo llaman. Pero todos ellos han sido hostiles cuando se trata de los derechos de nuestro pueblo palestino y todos tuvieron políticas hostiles de expansionismo", dijo el portavoz Hazem Qassem.

En lo que sería algo inédito en Israel, una coalición de gobierno incluirá un partido islamista elegido por los miembros de la minoría árabe del 21% de Israel, que son palestinos por cultura y herencia e israelíes por ciudadanía.

Su líder, Mansour Abbas, dijo que el acuerdo de coalición aportaría más de 53.000 millones de shekels (16.000 millones de dólares) para mejorar las infraestructuras y combatir la delincuencia violenta en las ciudades árabes.

Pero ha sido criticado en Cisjordania y Gaza por ponerse del lado del que consideran el enemigo. "Es un traidor. ¿Qué hará cuando le pidan que vote sobre una nueva guerra contra Gaza?", dijo Badri Karam, de 21 años, en Gaza. "¿Aceptará ser parte de la matanza de palestinos?".

(Reporte de Zainah El-Haroun en Ramallah y Nidal al-Mughrabi en Gaza; editado en español por Gabriela Donoso)

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.