‘El paciente más agradecido’: quemado gravemente a los dos años, ha tenido problemas médicos desde entonces

Cuando Alberto Reyes tenía solo dos años, su hermano de cinco años, Jaime Lazo, tomó un encendedor. Su madre, María, estaba afuera de la casa familiar en Homestead, tendiendo ropa para que se secara. Los niños se metieron juntos debajo de un colchón y le prendieron fuego. Pronto, todo el lugar era un infierno. Jaime saltó por la ventana, mientras que el pequeño Alberto corrió a un armario y se cubrió de ropa.

Cuando un vecino liberó a Alberto, tenía quemaduras en el 70% del cuerpo, incluidos el torso, los brazos y la cara. Treinta y cinco años después, las cicatrices siguen ahí y, como consecuencia de aquel accidente, su corazón late solo con la ayuda de un dispositivo electrónico.

“Es el paciente más agradecido que existe”, dijo Zanrieann Harrell, supervisora de trabajo social de Memorial Regional Hospital en Hollywood, en donde Reyes ha recibido tratamiento por problemas cardiacos los últimos años. “Incluso cuando su estado era crítico, siempre se mantenía positivo”.

Después del incendio, Alberto estuvo casi un año en coma. Fue trasladado al centro de quemados de Shriners Hospital en Cincinnati antes de regresar a la Florida. Los médicos le injertaron piel y siguieron decenas de tratamientos. Esto le afectó mental y físicamente. Le dijo a su madre que quería parar. “Era demasiado, con la limpieza, el raspado y las operaciones”, dijo.

Cumple un deseo. Haz la diferencia

Cómo ayudar: Wish Book está tratando de ayudar a esta familia y a cientos de personas con necesidades este año. Para donar, puede hacerlo de manera segura aquí.

Abandonó la escuela en octavo grado. “Había niños malos que se burlaban de mí y yo faltaba a clase”, dijo, “así que no la terminé”.

Entonces, en 2001, Jaime, el hermano de Alberto, murió atropellado por un conductor temerario que se saltó un semáforo en rojo en un cruce. “Sacó la licencia de conducir por primera vez”, dijo Alberto. “Y esa misma semana tuvo un accidente de auto”.

Alberto se recuperó lentamente en los años siguientes. Conoció a Mariana Pulido, la hermana menor de uno de sus mejores amigos, seis años después de la muerte de su hermano. Recuerda aquel encuentro con extremo cariño. Él tenía 22 años. Ella tenía 19.

“Le dijo a mi hermano ‘Me parece guapa tu hermana. Me gustaría hablar con ella’ ”, dijo Mariana. “Yo le dije ‘No estamos en la secundaria, no mandes a un intermediario’. Después de eso, me llamó por teléfono. Empezamos a hablar y el resto es historia”.

De niño, Alberto Reyes sufrió quemaduras en el 70% del cuerpo. A sus 37 años, tiene problemas de corazón. Aquí aparece en Memorial Regional Hospital, que lo propuso para recibir ayuda de Wish Book.
De niño, Alberto Reyes sufrió quemaduras en el 70% del cuerpo. A sus 37 años, tiene problemas de corazón. Aquí aparece en Memorial Regional Hospital, que lo propuso para recibir ayuda de Wish Book.

Salieron durante 13 años y tuvieron dos abortos cuando ya habían decidido los nombres: Alana y Logan. Hoy, Mariana lleva un tatuaje en el tobillo que incluye las iniciales de los dos bebés: A y L. Alberto cuidó de Mariana y nunca se separó de ella. “Tenía que cuidar de ella como ella siempre ha hecho conmigo”, dijo Reyes.

Finalmente se casaron hace dos años, pero no hubo festejo. No podían permitírselo. Ninguno de los dos trabaja fuera de casa: Alberto está incapacitado y Mariana dejó su trabajo en Target hace un año para ser la cuidadora a tiempo completo de Alberto.

Alberto ha tenido cada vez más problemas para respirar y su corazón se ha debilitado. Los médicos le instalaron hace poco un dispositivo de asistencia ventricular izquierda (DAVI o LVAD por sus siglas en inglés), una bomba que suelen usar los pacientes que han llegado a la fase terminal de la insuficiencia cardíaca. Ayuda al ventrículo izquierdo a bombear sangre al resto del cuerpo.

“Antes de tener el DAVI, caminaba y se quedaba sin aliento”, dijo Mariana. “Ahora tiene más independencia y yo puedo volver a trabajar”.

El gobierno paga su atención médica, pero la pareja tiene dificultades económicas estas fiestas. Memorial Regional Hospital lo nominó para recibir ayuda del programa Wish Book de Miami Herald/Nuevo Herald. Alberto es un amante de los juegos de computadora y le gustaría recibir una consola PS5 de Wish Book. Para él, los videojuegos son una forma de hacer amigos, desarrollar sus habilidades sociales y participar en un pasatiempo que disfruta mucho.

Grant a wish. Make a difference.

How to help: Wish Book is trying to help this family and hundreds of others in need this year. To donate, pay securely at MiamiHerald.com/wishbook.

Cómo ayudar

Para ayudar a este nominado del Wish Book y a los más de 100 nominados que lo necesitan este año:

Para donar, use el cupón que está en el periódico o pague de forma segura en línea a través de www.MiamiHerald.com/wishbook

Para más información llame al 305-376-2906 o a email wishbook@miamiherald.com

Los artículos más solicitados suelen ser computadoras portátiles y tabletas para la escuela, muebles y vagonetas accesibles

Lea todas las historias del Wish Book en www.MiamiHerald.com/wishbook

Este artículo fue redactado para la Red de Medios de Comunicación del Sur de la Florida de la Universidad Internacional de Florida (FIU).