Pablo Lyle se enfrentará a la justicia el próximo 20 de septiembre

·2  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, septiembre 9 (EL UNIVERSAL).- Tres años después de que el actor mexicano Pablo Lyle fuera acusado de homicidio por la muerte de un hombre durante un incidente vehicular y se pospusiera, en diversas ocasiones, la fecha del juicio, se estableció cuándo iniciaría definitivamente el proceso legal.

En el juicio se determinará la responsabilidad del actor de telenovelas en la muerte de un hombre cubano en Miami en 2019.

Pese a que se había señalado que sería el 19 de septiembre cuando daría inicio el evento, "People en español" detalló que se ejecutará el 20 en la Corte Criminal de Miami a las 19:15 horas, horario de la región.

El mes pasado, la jueza Marisa Tinkler, quien presidirá el proceso legal, detalló que ordenaría medidas de seguridad especiales para que el juicio no se vea obstaculizado por la presencia de medios de comunicación.

"Tengo toda la intención de no permitir que esto se convierta en un circo", expresó.

Lyle ha acudido a algunas audiencias desde el 2019 en donde se han visto multitudes de camarógrafos y periodistas que desean entrevistar al actor y a su equipo legal, lo cual, de acuerdo con agencias de noticias, representa una preocupación para él.

¿Cómo pasaron los hechos que involucraron presuntamente al actor Lyle?

El incidente vehicular fue a finales de marzo de 2019, cuando el cuñado de Lyle trasladaba hacia el aeropuerto al actor, su esposa y dos hijos y su automóvil se cruzó con el de Juan Ricardo Hernández, un cubano de 63 años que posteriormente falleció en un hospital a causa de una lesión cerebral. Sucedió cerca del aeropuerto de Miami y quedó captado en cámaras de seguridad.

El actor de telenovelas le dio a Hernández un puñetazo en la cara, pero dijo que actuó en defensa personal por temor a que el hombre lo atacara con un arma. Otro juez y una corte de mayor jerarquía, sin embargo, desecharon ese alegato y el caso fue devuelto al tribunal de Miami para un juicio.

En caso de ser declarado culpable, Lyle podría enfrentar una condena de hasta 15 años en cárcel.