Países sudamericanos piden restablecer "orden democrático" en Venezuela

Una protesta contra el gobierno de Nicolás Maduro en Caracas, el 31 de marzo de 2017 (AFP | Federico Parra)

Argentina, Brasil, Chile, Colombia, Uruguay y Paraguay condenaron el viernes la alteración del orden democrático en Venezuela por haber asumido un tribunal las funciones del parlamento, en una declaración conjunta difundida en Buenos Aires.

"Hacemos un llamado por el pronto restablecimiento del orden democrático en ese país para el bien de todo el pueblo hermano de Venezuela", dijeron los seis países, que se identificaron como miembros de la Unión Suramericana de Naciones (UNASUR).

El documento "condena la situación creada a raíz de la sentencia del Tribunal Supremo de Justicia de Venezuela que afectan a la Asamblea Nacional de ese país y a los parlamentarios electos por el voto popular en diciembre del 2015".

"Causa alarma el anuncio de que el Tribunal asumirá las competencias del Poder Legislativo, así como la decisión de limitar las facultades de la Asamblea Nacional y restringir la inmunidad parlamentaria de sus miembros", subrayó el texto.

Los seis países dijeron que las medidas judiciales "atentan contra los principios y valores esenciales de la democracia representativa y a la separación, independencia y acatamiento de poderes públicos, pilares del Estado de Derecho".

"Los países de la región reiteramos el urgente llamado a que el Gobierno de Venezuela avance efectivamente en la aplicación de medidas concretas acordadas con la oposición con apego a las disposiciones de la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela, para garantizar la efectiva separación de poderes, el respeto al Estado de Derecho y a los derechos humanos, así como a las instituciones democráticas", agregaron.

Cancilleres de las naciones de la región deliberarán el sábado en Buenos Aires para tomar una decisión común frente a la crisis en Venezuela.

El presidente Nicolás Maduro negó este viernes que en Venezuela haya una "ruptura del orden constitucional" y aseguró que hay plena vigencia de la Constitución, luego de que el máximo tribunal asumiera las funciones del Parlamento y retirara la inmunidad a los diputados.

La oposición denunció que hubo un golpe de Estado en el país caribeño.