Ordenan liberar a Mónica Esparza, torturada por policías en Torreón

(Ampliación)

Por Roxana Romero

México, 12 Mar (Notimex).- El juez federal Yuri Alí Ronquillo Vélez reconoció la inocencia de Mónica Esparza y ordenó su libertad, informó la abogada del Centro de Derechos Humanos Miguel Agustín Pro Juárez (Centro Prodh), Melissa Zamora.

Mónica Esparza fue detenida arbitrariamente por policías de Torreón, Coahuila, en 2013; además fue sometida a tortura sexual por más de 14 horas para extraerle declaraciones autoinculpatorias y para fabricar las pruebas para mantenerla en reclusión.

En entrevista con Notimex, la abogada encargada del caso explicó que fue notificada hasta esta mañana, luego de que ayer convocaron a un evento afuera del juzgado para hacer una entrega de 54 mil firmas que reunieron en la plataforma Change.org para exigir que se resolviera a favor de Mónica.

Después de su detención junto con su hermano Édgar y Alfredo, su pareja, Mónica fue recluida en el Centro Femenil de Readaptación Social de Coatlán del Río (Cefereso 16), Morelos, acusada de secuestro y posesión de armas de uso exclusivo del Ejército, Armada y Fuerza Aérea.

“En la sentencia se absuelve, se tiene por no acreditado ninguno de los delitos que se les imputaban tanto a ella como a su hermano y al otro señor que también estaba siendo acusado. Con ello, lo que viene es esperar la libertad de ellos, en las siguientes 24 horas, para que los Ceferesos en los que están sean notificados”, comentó la abogada.

El Centro Prodh tomó el caso en 2019. Mónica tuvo diferentes defensores y defensoras que no tuvieron un tratamiento delicado del caso, de tal forma que cuando la organización tomó la defensa, el proceso llevaba más de seis años en la etapa de ofrecimiento y desahogo de pruebas.

Durante todo 2019, el Centro Prodh se concentró en hacer que esa etapa se cerrara. Se desahogaron algunas pruebas que todavía estaban pendientes, así como en concluir recursos de apelación en atención de que la Fiscalía, pese a que tenía seis años en el proceso, todavía se esforzó en presentar pruebas para sostener esta acusación.

“Eran pruebas irrelevantes, sin contenido, sin ningún tipo de valor jurídico y extemporáneas. El 12 de febrero fue la audiencia de vista que, para un proceso penal federal representa la conclusión del mismo. Empieza el término del juez para dictar sentencia”, explicó la abogada.

Añadió que la Fiscalía se esforzó en sostener la acusación contra Mónica, su hermano y su pareja, pese a que en 2016 la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) emitió la recomendación la 15/2016, en la cual se reconoce la tortura, violación sexual, ejecución extrajudicial y violación al derecho a la verdad de los tres.

La recomendación, especificó Melissa Zamora, se hizo a partir de las propias pruebas que había en el expediente, donde no solo están las declaraciones de la tortura, sino que hay constancias y certificados médicos que indican el estado de salud físico en el que se encontraban cuando fueron detenidos.

También se encuentran pruebas como un amparo que presentó la familia cuando tuvo conocimiento de que habían sido detenidos.

“Este es fundamental, porque demuestra que ellos fueron detenidos el 12 de febrero de 2013 por la mañana, cuando en el informe de los policías decía que habían sido detenidos a las 19:00 horas”, detalló.

Aunado a lo anterior, las declaraciones de las supuestas víctimas sólo se vieron en sede ministerial, fueron liberadas el mismo día en que Mónica, Alfredo e Israel fueron detenidos, pero nunca volvieron a comparecer en sede judicial, ni a ampliar su declaración en la que tampoco habían señalado a los tres detenidos.

Mónica, Alfredo e Israel podrían quedar en libertad en las próximas 25 horas, señaló.

-Fin de nota-

NTX/RRG/MTG