La oposición lusa carga contra Costa por la "vergüenza" en la Champions

Lisboa, 30 may (EFE).- Líderes de derecha e izquierda criticaron hoy al Gobierno portugués por la pasividad de las autoridades ante los excesos de los hinchas ingleses que asistieron en Oporto a la final de la Champions, tras una noche que se saldó con un policía herido leve y dos "hoolingans" detenidos.

Los incidentes que se registraron en Oporto constituyen una "vergüenza en pleno combate a la pandemia", denunció hoy el dirigente conservador Rui Rio.

El Gobierno de António Costa y el ayuntamiento de Oporto "deberían pedir disculpas a los portugueses, que privados de tantas cosas, asisten a esta vergüenza en pleno combate a la pandemia", afirmó en su cuenta de Twitter.

Rio se refería así a los múltiples incidentes protagonizados por los hinchas británicos que asistieron en Oporto a la final de la Champions en la que anoche se impuso el Chelsea frente al Manchester City.

Se estima que más de 15.000 simpatizantes de uno y otro equipo se dieron cita en la segunda ciudad portuguesa, tomada literalmente por los aficionados británicos que abarrotaron las terrazas sin mascarillas y sin respetar ninguna medida de seguridad por la covid-19.

Desde el Bloque de Izquierda, Catalina Martins consideró "incomprensible" que se permita una final de fútbol internacional con público mientras se mantienen las restricciones para los portugueses.

Son necesarias "reglas comprendidas por toda la comunidad", dijo Martins. "No es comprensible autorizar una iniciativa que no se permite a la generalidad de los ciudadanos de este país".

Las oposición se suma a así a las múltiples voces que han criticado la pasividad de las autoridades ante el descontrol que se ha vivido en Oporto con motivo de la Champions y han reclamado explicaciones sobre los motivos que han llevado a permitir público en un evento de la UEFA mientras las gradas están vacías en las competiciones nacionales.

La crítica más llamativa, y una de las más contundentes, ha sido la del presidente del país, Marcelo Rebelo de Sousa, quien ha pedido "coherencia".

"No se puede decir que tenemos que obedecer las reglas, fijar un límite y después que el límite ya no es ese", dijo el sábado.

El Gobierno de Costa había garantizado medias "extraordinarias" para evitar que la presencia de miles de hinchas británicos en Oporto afectara a los protocolos anticovid.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.