Opinión: El verdadero significado detrás del tuit en broma de Matt Gaetz sobre las manifestantes de Roe vs Wade

·4  min de lectura
Matt Gaetz (AP)
Matt Gaetz (AP)

El congresista de Florida Matt Gaetz no es precisamente famoso por su pensamiento sofisticado.

Uno pensaría que el congresista republicano preferiría mantenerse al margen del debate sobre el aborto, ahora que la Corte Suprema aparentemente está lista para anular Roe vs Wade, la histórica decisión que garantizó el derecho constitucional al aborto. Sin embargo, Gaetz es un agitador de las redes sociales por encima de todo, por lo que tuiteó el miércoles: “¿Cuántas de las mujeres que se manifiestan contra la anulación de Roe son milénicas sobreeducadas y poco amadas que tristemente regresan de las protestas a una cena solitaria en el microondas con sus gatos y sin ningún match de Bumble?”.

El sexismo retrógrado, común y corriente, incluso aburrido del tuit lo convirtió inmediatamente, en la jerga de Twitter, en el “protagonista” del día. Pero también es revelador de la forma en que, a pesar de la magnanimidad del juez de la Corte Suprema Samuel Alito en el bosquejo del artículo de opinión que escribió el juez, las prohibiciones del aborto están inextricablemente vinculadas a una forma extremadamente básica de ideología patriarcal que confina a la mujer a las labores del hogar.

El tuit de Gaetz tocó todas las fibras sensibles con una notable economía de palabras. Vincula “sobreeducadas” con “poco amadas” de una manera que recuerda las caricaturas políticas del siglo XIX y la idea errónea de que las mujeres estudiaban en la universidad solo para encontrar marido, y cualquier mujer que alguna vez haya sentido la necesidad de hacer como que no entendía algo por el bien del ego de un hombre entiende todo esto a la perfección. Evoca el antiguo estereotipo de la loca de los gatos sin ironía y lo combina con una triste cena en el microondas, porque si una mujer no tiene un hombre y tres hijos para quienes cocinar, ¿por qué se molestaría en hacerlo? Y además lanza este tropo aburrido en medio de las protestas políticas contra la aulación de Roe, bajo el supuesto de que la única razón por la que las mujeres asisten a estos mítines es porque son arpías amargadas y sin hijos que no tienen nada más que hacer.

Mi punto aquí no es argumentar en contra de los méritos de este chiste, que es demasiado estúpido para realmente merecer esta atención. El punto es que si bien aquellos de nosotros aquí en la era de la iluminación podemos ver este tuit por lo que es: el sexismo de la Edad de Piedra ligeramente actualizado para el siglo XXI con una referencia de citas en línea, los valores fundamentales que propugna siguen siendo muy relevantes para aquellos a quienes les gustaría ver que el mundo regrese a este tipo de estructura cultural y gubernamental jerárquica.

El chiste de Gaetz se basa en la idea de que las únicas mujeres que se preocupan por el derecho al aborto son aquellas que han pasado tanto tiempo pensando en cosas que, como resultado, son solteras, sin hijos e infelices. Lo que a su vez se basa en la idea de que cualquiera de estas cosas tiene algo que ver entre sí como una cuestión de ley natural.

Porque si bien Roe ha establecido un precedente durante 50 años, otorgando nominalmente a las mujeres el derecho a elegir si tener hijos y cuándo, la idea de que las mujeres sin hijos siempre son más infelices que las madres nunca ha desaparecido por completo. Esta actitud cultural es lo que ha llevado a la Corte Suprema de hoy a retrotraernos a un mundo en el que la maternidad para las mujeres puede convertirse en un imperativo real. En esta construcción, obligar a las mujeres a dar a luz incluso cuando no quieren puede verse como un regalo, no como una negación de derechos. Porque ¿no son todas las mujeres más felices cuando tienen hijos de todos modos? ¿No todas las mujeres en secreto quieren ser madres? De hecho, muchos políticos y activistas fervientes contra el aborto han utilizado este mismo marco para defender la falta de excepciones en caso de violación en sus propuestas de prohibición del aborto. Si una persona queda embarazada como consecuencia de una violación, la violación es trágica, pero debe aprender a ver el embarazo resultante como un regalo de Dios.

Como la mayoría de los políticos conservadores que buscan llamar la atención, Gaetz tiende a buscar temas políticos controvertidos y adoptar sus posiciones más extremas, que es lo que hizo con el debate de Roe. Pero si la opinión de Gaetz sobre el aborto es el resultado de una reflexión y un estudio genuinos y serios, me sorprendería. Lo que Gaetz demuestra en su tuit en el que se burla de las manifestantes por el aborto es la alegre misoginia en la raíz misma del problema y acierta en el corazón de esta ideología: obligarlas a dar a luz es lo que hará que esas mujeres tontas sean realmente felices al final.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.