La ONU recurre a los fondos de emergencia en medio de déficit récord de ayuda humanitaria

·1  min de lectura
Imagen de archivo del edificio de la sede de las Naciones Unidas con el logotipo de la ONU en el barrio de Manhattan de la ciudad de Nueva York

Por Emma Farge

GINEBRA, 16 sep (Reuters) - Ante un déficit récord de 32.000 millones de dólares en la financiación de la ayuda humanitaria, las Naciones Unidas están recurriendo a su fondo de emergencia para apoyar programas críticos en 11 países, entre ellos Myanmar y Mali.

Los donantes han dado más dinero que nunca en 2022 para las crisis en todo el mundo, pero las necesidades también se han disparado debido a las inundaciones sin precedentes en Pakistán y las advertencias de hambruna en Somalia, dijo la Oficina de las Naciones Unidas para la Coordinación de Asuntos Humanitarios (OCHA).

"Sabemos que son tiempos difíciles, sobre todo después del COVID, en los que los presupuestos se han reducido y hemos visto las tendencias de recesión mundial", sostuvo Jens Laerke, portavoz de la OCHA, en una rueda de prensa en Ginebra. "Sin embargo, las necesidades se están disparando. Están fuera de control".

El retiro de 100 millones de dólares significa que la OCHA ha gastado un récord de 250 millones de dólares del Fondo Central de Respuesta a Emergencias en lo que va de año. Laerke no dijo cuánto queda.

El fondo permite a la ONU responder rápidamente a nuevas crisis humanitarias o a emergencias sin tener que esperar a que se produzcan donaciones específicas.

Tras destacar la tardía llegada de los fondos para las crisis en el Cuerno de África y Pakistán, Laerke dijo que parte de los fondos recién liberados también se utilizarán para una "acción anticipatoria" en Níger para hacer frente al impacto de la sequía.

"Una preocupación común es que los recursos suelen movilizarse sólo cuando las catástrofes alcanzan su punto álgido, el sufrimiento es mayor y la respuesta se encarece", añadió.

(Reporte de Emma Farge. Editado en español por Javier Leira)