La ONU denuncia los cortes de internet en Birmania (portavoz)

·2  min de lectura
Manifestantes participan en una protesta contra el golpe militar frente a la oficina del NLD en Rangún, el 15 de febrero de 2021

La ONU condena los cortes de internet en Birmania que, según la organización, socavan "los principios democráticos fundamentales" y perjudican a "sectores claves, incluidos los bancos", afirmó este lunes su portavoz adjunto, Farhan Haq.

El país asiático es escenario de protestas contra los militares que derrocaron el gobierno civil de Aung San Suu Kyi el 1 de febrero, poniendo fin a una frágil transición democrática de 10 años.

La enviada de la ONU para Birmania, Christine Schraner Burgener, advirtió que los cortes de internet "iban a agravar las tensiones nacionales", durante una conversación telefónica con Soe Win, comandante adjunto de las fuerzas armadas birmanas.

Internet dejó de funcionar en todo el país por segunda noche consecutiva, indicó este lunes la oenegé de vigilancia de internet NetBlocks. La víspera el servicio ya había sufrido una interrupción de ocho horas.

"Los arrestos de dirigentes políticos, funcionarios, actores de la sociedad civil y representantes de los medios son muy preocupantes, al igual que las restricciones de internet y los servicios de comunicación", insistió Haq durante la rueda de prensa diaria de la ONU.

Esos servicios "no deben ser perturbados para garantizar la libertad de expresión, que incluye el acceso a la información", dijo el portavoz.

La enviada de la ONU tiene previsto mantener el contacto con la jerarquía militar birmana "para un diálogo franco y abierto mientras considere que eso permite revertir la situación actual y hacer respetar la voluntad del pueblo de Birmania", añadió Haq.

Schraner Burgener "sigue insistiendo ante el ejército sobre el hecho de que debe abstenerse de cualquier violencia y respetar plenamente los derechos humanos, las libertades fundamentales y el Estado de derecho", señaló el vocero.

Según él, la enviada "comunicó al ejército de Birmania que el mundo vigilaba de cerca" la situación en el país y que "cualquier forma de reacción brutal podría tener graves consecuencias".

El portavoz no detalló cuáles podrían ser esas consecuencias.

prh/dax/gma/yo