Ola de calor y posibles cortes de luz amenazan a varias regiones de la India

Nueva Delhi, 29 abr (EFE).- La severa ola de calor que atraviesan esta semana varios estados de la India, con temperaturas superiores a las habituales en esta época del año por encima de los 45 grados, hacen temer a las autoridades que las ya limitadas reservas de carbón no sean suficientes para satisfacer la demanda eléctrica, y aumenten los cortes de luz.

"Este año la frecuencia o número de días de ola de calor ha sido superior a lo normal durante el mes de marzo y también en el mes de abril", informó este viernes a Efe el director del Departamento de Meteorología de la India (IMD por sus siglas en inglés), Mrutyunjay Mohapatra.

Una situación extraordinaria a la que dijo que contribuyó la caída "deficiente" de lluvias principalmente en el noroeste y el centro de la India, además de la influencia de un anticiclón en la región.

La segunda semana de marzo vio el origen de la primera de las tres olas de calor que el país ha atravesado desde entonces, y pese a que solo duró una semana, propició que los termómetros registraran la mayor temperatura media para un mes de marzo, de 33,1 grados de promedio, desde que comenzaron los registros en 1901.

La segunda ola de calor tuvo lugar entre el 27 de marzo y el 11 de abril, mientras que la tercera comenzó el pasado 25 de abril y aun permanece en vigor, dejando temperaturas máximas de hasta 46 grados en el norte y el este de la India.

"Si miramos el número de rachas (de calor) no es alto, pero el número total de días de ocurrencia de ola de calor es superior a lo normal", continuó Mohapatra.

En su boletín diario, el IMD alertó hoy de que numerosas ciudades, entre las que se sitúa Nueva Delhi, están experimentando máximas "superiores a lo normal", con unos registros entre 1,6 y 3 grados mayores al promedio habitual, mientras que unas pocas regiones aisladas registran temperaturas más de 5 grados por encima de la media.

No obstante, el IMD informó en el mismo documento que la próxima llegada de tormentas relajará estas condiciones a partir del domingo en el este del país, y dentro de cinco días en el noroeste y el centro.

ESCASEZ DE CARBÓN

Más allá del impacto directo que tienen estos periodos de altas temperaturas sobre el ser humano, las autoridades regionales temen ahora que esta sucesión de olas de calor y el previsible incremento de la demanda eléctrica aumenten la presión sobre las ya escasas reservas de carbón en varias plantas de energía.

Este problema se ha hecho evidente en Nueva Delhi, donde el ministro regional de Energía, Satyendar Jain, avisó de la escasez de carbón en las dos principales centrales eléctricas de la capital, que podría alterar el suministro ininterrumpido de electricidad en algunas instituciones esenciales como los hospitales o la red de metro, además de los hogares en general.

Así lo comunicó anoche el ministro en un comunicado tras celebrar una reunión de emergencia, según la agencia local de noticias PTI, en el que el Jai precisó que entre el 25 y el 30 % de la demanda de electricidad de la ciudad se satisface a través de estas dos centrales, que carecen de las reservas necesarias de carbón.

Según un reciente estudio publicado por meteorólogos indios, analizando los fenómenos meteorológicos extremos como las olas de calor que afectaron al país asiático en los últimos 50 años, más de 17.000 personas han fallecido desde entonces a causa de estos periodos de temperaturas extremas.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.