El oficialismo porteño evitó que Soledad Acuña responda en la Legislatura por sus críticas a los docentes

LA NACION
·2  min de lectura

El oficialismo porteño, mayoría en la Legislatura, bloqueó hoy dos iniciativas de la oposición surgidas tras las críticas de la ministra de Educación, Soledad Acuña, a los docentes. El Frente de Todos (FDT) buscaba interpelarla, mientras que la Izquierda exigía su renuncia.

Ayer, el bloque de legisladores porteños del FDT convocó a la ministra del gobierno de Horacio Rodríguez Larreta, "a dar respuestas sobre sus expresiones antidemocráticas y estigmatizantes hacia estudiantes y docentes". La convocatoria se realizó a través de un proyecto presentado en la Legislatura porteña impulsado por la diputada y vicepresidenta de la Comisión de Educación de la Legislatura, Lorena Pokoik, y acompañado por los 17 legisladores y legisladoras del bloque.

Vacaciones: las provincias que concentran el 90% del turismo no pedirán PCR negativo de Covid-19 y se podrá circular libremente

El jefe del bloque del FDT, Claudio Ferreño, pidió que se tratara sobre tablas el pedido de citación. Esa solicitud fue negada ayer por el jefe del bloque de Vamos Juntos, Diego García Vilas, durante la reunión de labor parlamentaria, donde se acuerda qué proyectos se debaten en el recinto de sesiones.

Mientras tanto, la legisladora del Frente de Izquierda (FIT) Myriam Bregman pidió una moción de orden para exigir la renuncia de Acuña por sus dichos sobre los docentes, al considerarlos "agraviantes" y "discriminatorios". "Hay un profundo odio de clase en lo que dijo la ministra", dijo Bregman quien encontró una "similitud con las afirmaciones del expresidente Mauricio Macri, quien dijo que algunos 'caemos en la educación pública'".

Bregman también relacionó los dichos de Acuña con las "enormes movilizaciones de los últimos años contra la Unicaba, que justamente ataca a los institutos de formación docentes". "Demasiadas casualidades para que sea un exabrupto", completó.

"Es un peligroso antecedente callarnos frente a estas expresiones discriminatorias de clase. Nuestros hijos van a la escuela pública, nosotros nos formamos en la educación pública. Por eso nos sentimos agraviados y pedimos su renuncia", dijo Bregman. Su moción fue rechazada por el bloque oficialista.

Días atrás, Acuña participó del programa Un café con Iglesias, y en su intervención sostuvo que "la raíz de lo sobre ideologizado y la militancia política en las aulas está en la formación docente, en el perfil que se define sobre qué es ser docente. La gran discusión tiene que ser cómo enseñamos a enseñar".