Oficialismo en Argentina impulsa ampliación de Corte Suprema

·2  min de lectura

BUENOS AIRES (AP) — El oficialismo en el Congreso de Argentina presentó el jueves un proyecto de ley para ampliar la Corte Suprema de Justicia de cinco a 25 miembros con el argumento de que no da abasto para atender más de 24.000 expedientes al año.

La iniciativa es impulsada por el bloque del Frente de Todos en el Senado justo en momentos en que el máximo tribunal debe pronunciarse sobre varios causas judiciales de interés para el gobierno, lo cual ha llevado a la principal fuerza de la oposición a advertir que detrás del proyecto se ocultan otras intensiones.

“Permitirá contar con un Alto Tribunal en el que se eviten los altísimos niveles de delegación de trabajo jurisdiccional en personas que no son sus jueces (secretarios y prosecretarios)”, según el proyecto.

En este sentido, se señala que ingresaron 24.600 expedientes en 2021 a la Corte Suprema, que a su vez dictó 8.300 fallos en el mismo período. “El cúmulo de expedientes que ingresan se han multiplicado por cinco o seis veces” en los últimos 30 años, señalaron los legisladores.

En el gobierno impera una mirada crítica sobre el funcionamiento de la Corte Suprema. Los cuestionamientos más duros provienen del sector que responde a la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner, actual titular del Senado, quien a su vez enfrenta varias causas por presunta corrupción durante su presidencia (2007-2015).

En el proyecto, que fue ideado por un conjunto de gobernadores peronistas, se aclara que los actuales miembros del alto tribunal conservarán su cargo y que los nuevos jueces serán designados por el mecanismo vigente: con el voto de los dos tercios del Senado.

El número de jueces que integran el máximo tribunal ha variado a lo largo de la historia argentina. La primera composición fue de nueve y luego osciló entre los cinco y siete miembros.

Los autores del proyecto destacaron en que otros países de Latinoamérica como Chile, Colombia, Costa Rica y Venezuela las cortes superan los 20 integrantes.

El oficialismo en principio tiene asegurada la aprobación de esta reforma en el Senado. Distinto es el caso de la Cámara de Diputados, donde requiere una cantidad de votos de otras fuerzas que hoy no están asegurados.

Juntos por el Cambio, la principal fuerza opositora en el Congreso, ya adelantó su rechazo a la iniciativa.

“El oficialismo quiere convertir a la Corte Suprema en un club de jueces amigos de los gobernadores peronistas”, advirtió el diputado Mario Negri, uno de los líderes opositores en el Parlamento. “Cacarean que buscan el bien de los argentinos, pero se les cae la careta: salta a la vista que el único plan del kirchnerismo es perseguir la impunidad”.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.