Solo en off: el sobrino de Ginés González García no perdió el tiempo para buscar trabajo

LA NACION
·4  min de lectura

Lisandro Bonelli, de 44 años, sobrino de Ginés González García, apareció entre los vacunados vip que dejaron fuera del Gobierno a su tío. La revelación también lo dejó afuera como jefe de Gabinete del Ministerio de Salud. En la Cámara de Diputados de la provincia de Buenos Aires aseguran que Bonelli no perdió tiempo para garantizarse un puesto. Ya inmunizado, fue en busca de la banca en la que había tomado licencia para ir al Poder Ejecutivo.

Bonelli, exdiputado provincial, había accedido a una banca en la Cámara baja provincial por el massismo, renovando por el Frente Renovador en 2017.

Acomodo, robo y compra, las variantes para conseguir vacunas en las sombras

Cuando Alberto Fernández llegó a presidente, el tío Ginés González García lo convocó para el Ministerio de Salud, donde se convirtió en jefe de Gabinete.

Cuando se desató el escándalo, su apellido apareció en el listado de quienes se inocularon sin respetar el calendario de vacunación.

Se vacunó con las dosis que llegaron a la Argentina en el primer vuelo de Moscú y que recalaron en el Hospital Posadas. En la cartera sanitaria explicaron que obedeció a que el funcionario compartía la actividad diaria con el ministro, que tiene 75 años.

El problema para Lisandro Bonelli es que tiene que forzar un paso al costado de su reemplazante, Micaela Morán, en la Cámara de Diputados. Aparentemente, el sobrino no perdió tiempo para iniciar las gestiones, aunque su silla en el ministerio todavía estaba caliente.

La revelación en torno a Bonelli también sacudió al peronismo de San Nicolás, que desde el triunfo del intendente Manuel Passaglia (Juntos por el Cambio) se encuentra en pleno estado de ebullición. El traspié del diputado en licencia puede facilitar los planes de renovación que La Cámpora articula en el distrito del norte bonaerense.

Macri juega a fondo con Patricia Bullrich en la Capital

A pesar del pacto de no agresión firmado en Villa La Angostura, Mauricio Macri y Horacio Rodríguez Larreta podrían disputar una dura interna en la ciudad de Buenos Aires. "Pegate a Patricia", es la orden del expresidente a los dirigentes que le responden, convencido de que su exministra de Seguridad "hizo méritos de sobra" para encabezar la lista de candidatos a diputados nacionales de JxC en el principal bastión electoral de Pro.

Patricia Bullrich y Mauricio Macri
Fuente: Archivo

Mientras presenta su libro en distintos rincones del país, Bullrich da muestras de ir hacia esa postulación, y así lo insinuó en su encuentro del jueves con Rogelio Frigerio, excompañero del gabinete de Macri que esta semana comienza a recorrer Entre Ríos con la ampliación de JxC y la gobernación de esa provincia como declarados objetivos.

El tema, claro, es la postura de Rodríguez Larreta, quien esta semana comenzó a moverse en código electoral, con su visita a Corrientes y sus fotos junto al gobernador radical Gustavo Valdés."Horacio tiene a Fernán Quirós, que mide muy bien, y por supuesto a María Eugenia Vidal llegado el caso", afirma un conocedor del mundo Pro, y en especial su ala moderada, poco dispuesta a perder protagonismo en el distrito en el que Rodríguez Larreta -y también Bullrich, claro- tiene la base de su proyecto presidencial.

Lejos de Lavagna, Urtubey sueña con el regreso en 2023

Llegó, de jeans y zapatillas, a la casa de Graciela Camaño en San Martín, en el conurbano bonaerense. Desde allí, el exgobernador de Salta Juan Manuel Urtubey escenificó el viernes su regreso -virtual por el momento- a la escena política, de la mano de la experimentada dirigente peronista y con la premisa de armar la "tercera vía" en 2021, pero pensando sobre todo en 2023.

"Acá nadie se salva solo y nadie salva al país si no nos involucramos. El cambio profundo nace desde la rebeldía, desde nuestro propio cambio", dijo el exgobernador en el Zoom organizado por Camaño y su partido Tercera Posición, en el que también participaron dirigentes peronistas bonaerenses.

Vacunas vip: Carla Vizzotti prepara la salida de funcionarios de Ginés González García y busca transparentar el operativo

"La Negra no va a jugar en 2021 y Juan Manuel tampoco. Pero están empezando a armar para este año, con la cabeza puesta en 2023", susurraron cerca de Urtubey, que hoy por hoy está lejos de reeditar su alianza con Roberto Lavagna, su compañero de fórmula en las presidenciales de 2019, donde quedaron lejos de los dos primeros. Ya activo y "de regreso", Urtubey mira los "tironeos" entre Lavagna y sus aliados socialistas, que tendrán su propia interna el 18 de abril para definir, entre otros temas, si se acercan a Juntos por el Cambio para las legislativas o si van con lista propia en Santa Fe.