Fundador de Oculus construye un visor de realidad virtual que mata al usuario si muere en el juego

En lo que se asemeja a un capítulo de la serie distópica Black Mirror, el contratista militar y fundador de Oculus, Palmer Luckey, anunció el domingo que ha diseñado un visor de realidad virtual con la capacidad de matar al usuario si este muere en un juego.

Toronto , Canada - 22 May 2019; Palmer Luckey, Oculus VR, on Centre Stage during day two of Collision 2019 at Enercare Center in Toronto, Canada. (Photo By David Fitzgerald/Sportsfile via Getty Images)
Palmer Luckey, de Oculus VR, durante el segundo día de Collision 2019 en el Enercare Centre de Toronto, Canadá. Foto: David Fitzgerald/Sportsfile vía Getty Images

“Si mueres en el juego, mueres en la vida real”, afirmó Luckey, un “niño prodigio” de la tecnología que cumplió 30 años en septiembre pasado y que hace una década irrumpió fuerte en el mundo de la innovación en realidad virtual con su primer casco, el Oculus Rift.

Luckey, multimillonario y también cofundador de la empresa de tecnología de defensa centrada en la autonomía Anduril Industries, dijo que su nuevo diseño puede hacer explotar la cabeza del usuario “con módulos de carga explosiva” si su avatar muere en el juego.

“La idea de vincular tu vida real a tu avatar virtual siempre me ha fascinado: instantáneamente elevas las apuestas al máximo nivel y obligas a las personas a repensar fundamentalmente cómo interactúan con el mundo virtual y los jugadores que están dentro”, escribió en su blog sobre el prototipo.

Explicó que, aunque los gráficos de primer nivel pueden convertir el juego en una experiencia más real, “solo la amenaza de consecuencias graves puede hacer que un juego se sienta real para ti y para todas las demás personas en él”.

¿Un peligro real o una idea macabra?

El anuncio de Luckey hay tomarlo en serio. No se trata de un desarrollador de software cualquiera. Muchos lo consideran el padre de la realidad virtual moderna, ya que la tecnología que construyó actualmente sirve como base para el metaverso de Mark Zuckerberg.

Y para rematar, nunca mejor usado el término, Luckey actualmente gana miles de millones fabricando armas costosas.

Según el blog de Luckey, el dispositivo es un tributo a NerveGear, el auricular asesino ficticio de la popular serie de manga “Sword Art Online”, que derrite el cerebro de los usuarios con microondas si no logran escapar de un juego donde fueron atrapados por un científico loco.

“La popularidad de [Sword Art Online] llevó a un enorme entusiasmo otaku por Oculus, especialmente en Japón, que rápidamente se convirtió en nuestro segundo mercado más grande”, escribió.

“Solo he descifrado la mitad que te mata”

Agregó que el lanzamiento del Rift hizo que la serie en sí misma “pareciera mucho más plausible” y bromeó con que la parte “asesina” del dispositivo ya está funcionando, pero el componente de realidad virtual aún necesita trabajo.

FILE - In this June 11, 2014 file photo, a man tries out the Oculus Rift virtual reality headset at the Oculus booth at the Electronic Entertainment Expo, in Los Angeles. From virtual reality headsets to the latest installments of
ARCHIVO - Hombre prueba el casco de realidad virtual Oculus Rift en el stand de Oculus en la Electronic Entertainment Expo, en Los Ángeles. Foto AP/Jae C. Hong

“La buena noticia es que estamos a medio camino de hacer un verdadero NerveGear”, escribió. “La mala noticia es que, hasta ahora, solo he descifrado la mitad que te mata. La mitad perfecta de la ecuación en realidad virtual aún está lejos de muchos años”.

Las cargas explosivas en los auriculares, dice, están vinculadas “a un fotosensor de banda estrecha que puede detectar cuando la pantalla parpadea en rojo a una frecuencia específica”.

“Cuando se muestra una pantalla apropiada de finalización del juego, las cargas se disparan y destruyen instantáneamente el cerebro del usuario”, detalló y dijo que no ha tenido la valentía de probarse los auriculares porque son aún “muy volátiles”.

El genio de la realidad virtual parece estar desconectado de la realidad real. Llamó a su diseño “una obra de arte de oficina”, lo que infiere que prevé probarlo cuando descifre la “otra mitad”.

“Es un recordatorio que invita a la reflexión de caminos inexplorados en el diseño de juegos”, escribió Luckey. “También es, hasta donde yo sé, el primer ejemplo de no ficción de un dispositivo de realidad virtual que realmente puede matar al usuario. No será el último”.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR | EN VIDEO

¿Qué es la inteligencia artificial?