La OCDE alerta que es "urgente" que Portugal mejore la lucha contra el soborno internacional

Lisboa, 8 nov (EFE).- La OCDE alertó hoy que Portugal necesita "intensificar urgentemente su aplicación de la ley contra el soborno internacional", ya que tiene una capacidad de detección "baja" y cierra los casos de forma "prematura" y sin investigar lo suficiente.

"La detección se mantiene baja y las autoridades portuguesas cierran prematuramente los casos de soborno internacional sin investigar denuncias relevantes de forma exhaustiva y proactiva", afirmó la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE).

Tampoco ha abordado las "preocupaciones de hace tiempo" del Grupo de Trabajo de la OCDE sobre el marco legal, y las sanciones contra personas naturales y legales por este delito "no parecen efectivas, proporcionales ni disuasorias".

Según sus datos, Portugal no ha emitido ninguna condena por soborno internacional desde el año 2000, cuando se comenzó a implementar la Convención Antisoborno de la OCDE.

Estas son las principales conclusiones extraídas del Informe de Monitorización de la Convención realizado por un Grupo de Trabajo de la OCDE, que incluso añade ejemplos de casos que deberían haber sido investigados con más profundidad.

Aún así, el informe muestra que son "bienvenidos" los esfuerzos y medidas tomadas para implementar el acuerdo alcanzado hace más de 20 años y ha realizado una serie de recomendaciones.

Dichas sugerencias incluyen "tomar medidas urgentes para asegurar que las autoridades investigan" las denuncias de forma adecuada, aumentar la concienciación sobre este tema entre los cargos públicos, abordar "los elementos clave" de su marco legal y la implementación práctica en la responsabilidad y sanciones a aplicar, entre otras.

Además, resalta la adopción de la Estrategia nacional Anticorrupción lanzada el año pasado, el Régimen General para la Prevención de la Corrupción y la protección de los denunciantes impulsadas por el Gobierno luso.

La OCDE adelantó que Portugal realizará una actualización de los progresos en octubre de 2023 de algunos aspectos y en octubre de 2024 deberá presentar un informe escrito sobre la aplicación de todas las recomendaciones.

(c) Agencia EFE