Obligados por la circunstancia, estos menores se lanzan a la búsqueda del sueño americano

No sobrepasan los 16 años y acaban de salir de una población guatemalteca, rumbo a EE.UU. Viajan con el sueño de dedicarse a trabajar para ayudar a sus familias. "Dios sabe cuáles son nuestras necesidades", dice una de ellos.