‘Oaxaco’ y ‘Superchile’: la amistad entre dos mexicanos que nació en 2006 y permanece en Qatar 2022

'Oaxaco' es uno de los aficionados más fervientes de México. (Foto: ALFREDO ESTRELLA/AFP via Getty Images)
'Oaxaco' es uno de los aficionados más fervientes de México. (Foto: ALFREDO ESTRELLA/AFP via Getty Images)

No todos los aficionados mexicanos recaen en el rostro del chihuahuense Héctor Chávez, alías Caramelo. Si bien es uno de los más identificables, no es el único. También está Hipólito Antonio Vázquez Ojeda conocido como ‘Oaxaco’, quien tiene 74 años, usa bastón, pero que no se pierde una Copa del Mundo desde 2006, y Qatar 2022 no iba a ser la excepción.

El señor Hipólito es oriundo de Ocotlán de Morelos, Oaxaca y no deja sus raíces en el clóset. Se le ve en las calles qataríes con los colores nacionales y una corona de plumas en la que se puede apreciar la bandera de México y su apodo. Además, siempre está acompañado de otro hombre que vive los mundiales con furor y a quien conoce desde Alemania 2006: 'Superchile'.

Es mi quinto mundial con el señor ‘Superchile’. Desde Alemania nos conocimos y no nos hemos separado. Todos los partidos de México son muy buenos porque a todos vamos a echar relajo”, apuntó. Cuando se le preguntó por su penacho dijo que cada edición lleva uno diferente: “Mire, cada mundial llevo diferentes penachos, si usted gusta ir a Ocotlán ahí tengo mi exhibición de 9 penachos…Nos vemos en el otro (mundial), a ver si llego", dijo entre risas a la influencer Andrea Atrega.

Por su parte, su fiel compañero es de Ciudad Nezahualcóyotl y se viste con un traje estilo superhéroe color verde. No tiene una “S” en el pecho, pero sí un chile acompañado de la bandera nacional. También porta una capa roja, gafas oscuras y un sombrero de charro, más mexicano no se puede ver.

Los usuarios no tardaron en mostrar su admiración tanto por Hipólito como por su fiel amigo, tener 16 años de amistad, en un lugar en el que la gente sobra, habla del vínculo tan fuerte que han construido con el pasar del tiempo.

El señor Hipolito, que por cierto es aficionado del Atlante desde mitad de la década de los 50, mandó una reflexión. Dijo que le da satisfacción el poder trabajar para poderlo gastar en los mundiales.

Es bastante caro venir, pero vale la pena, yo no compro ni terrenos ni casas, yo me lo gasto, porque luego por la herencia se están matando. Tengo tres mujeres y un hombre. Mi hijo me acompañaba, solo que ahorita está fincando, mis hijas se ponen muy contentas”, aseguró para Grupo Milenio.

México podrá ser cuestionable en diversos ámbitos, pero de vez en cuando hay destellos humanos que se ganan la admiración de todo el mundo, y un ejemplo es esta amistad que apoya a la Selección Mexicana desde hace más de una década.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR | EN VIDEO

Mexicanos incontrolables en Qatar: alcohol escondido y “ya se la saben, carteras y celulares”