NRA sancionada en NY por vender seguros para usar armas

MICHAEL HILL
·2  min de lectura
Foto tomada el 20 de mayo del 2016 del entonces candidato presidencial republicano Donald Trump en una conferencia de la NRA en Louisville, Kentucky. (AP Photo/Mark Humphrey)
Foto tomada el 20 de mayo del 2016 del entonces candidato presidencial republicano Donald Trump en una conferencia de la NRA en Louisville, Kentucky. (AP Photo/Mark Humphrey)

ALBANY, Nueva York, EE.UU. (AP) — La Asociación Nacional del Rifle tiene prohibido por cinco años hacer publicidad a sus pólizas de seguro en Nueva York y tendrá que pagar 2,5 millones de dólares en compensación por vender “peligrosas” pólizas que ofrecían indemnizar a quienes participaran en ataques armados hechos en defensa propia, informaron el miércoles autoridades.

El Departamento de Servicios Financieros del estado de Nueva York hizo el anuncio el miércoles, luego de tres años de investigación. Los reguladores estatales afirman que la NRA —como se le conoce a la organización defensora del uso de armas por sus siglas en inglés— violó las leyes al hacerse pasar como empresa de seguros sin tener licencia, y al emprender esfuerzos por producir y vender pólizas de seguros, entre ellos su programa “Carry Guard”.

La póliza de seguros “Carry Guard” fue lanzada en 2017 y fue promovida entre aficionados a las armas como necesaria para pagar costos judiciales en caso de que le disparen a alguien en defensa propia. Los críticos la llamaban “póliza para matar”, denunciando que alentaría a las personas a usar sus armas en vez de hallar maneras de evadir una confrontación.

“La NRA violó las leyes del estado de Nueva York en cuanto a pólizas de seguros, al promover pólizas peligrosas e impermisibles, incluyendo la de su programa Carry Guard que buscaba indemnizar a individuos por actos intencionales”, expresó en un comunicado la superintendente del departamento Linda Lacewell.

A partir de ahora la NRA tendrá prohibido vender pólizas de seguro en Nueva York o recibir compensación alguna con esos productos en ese estado por cinco años, incluso si llegase a obtener una licencia para tal fin, estipula la orden judicial.

Entre el 2000 y el 2018, la NRA trabajó con Lockton Affinity Series de Lockton Affinity, LLC para vender pólizas de seguro a sus miembros, sus familias y negocios afines en Nueva York. La organización recibió compensaciones “sustanciales”, incluyendo rentas en base a las primas. Ello significa que actuó como proveedora de esos productos bajo las leyes del estado y por lo tanto debía tener una licencia, de acuerdo con el departamento financiero.

En esos 18 años la NRA vendió más de 28.000 pólizas de seguro en Nueva York mediante Lockton. Entre abril y noviembre del 2017, se vendieron pólizas Carry Guard por todo Estados Unidos, incluyendo unas 680 en el estado de Nueva York.

En agosto, la fiscal general del estado de Nueva York, Letitia James, demandó a la NRA en un intento por causar la quiebra de la organización, en base a denuncias de que sus líderes malversaron millones de dólares en viajes personales, contratos a personas cercanas y otros gastos cuestionables.