Novi Sad se "cuela" como Capital Cultural Europea con un mensaje de tolerancia

Novi Sad (Serbia), 13 ene (EFE).- Novi Sad ha logrado convertirse en la primera Capital Europea de la Cultura de un país que no es socio de la Unión Europea tras presentarse como la "Atenas de Serbia" y con un programa, que arranca este jueves, centrado en su condición de ciudad multiétnica.

"Por los nuevos puentes" es el lema de los próximos meses como una de las capitales culturales europeas este año (junto a Esch-sur-Alzette, en Luxemburgo, y Kaunas, en Lituania), lo que va más allá de la metáfora de unión y hace referencia a los once cruces históricos sobre el río Danubio, de los que hoy quedan tres.

"Todos esos puentes son el motivo más bello de conexión porque, muchas veces, no sólo en Novi Sad, hay dos 'orillas' que se ven pero que en esencia no se comunican", resume el simbolismo Nemanja Milenkovic, director de la Fundación "Novi Sad, Capital Europea de la Cultura".

Así, el puente simboliza la necesidad de conectar a regiones y gentes de toda Europa, de difundir el arte, de vincular a los ciudadanos con la cultura en esta ciudad multiétnica y multiconfesional, explica en declaraciones a Efe.

LA DIVERSIDAD

Con 340.000 habitantes, Novi Sad es la segunda mayor ciudad del país. En ella sigue habiendo comunidades de húngaros, eslovacos, croatas, gitanos y montenegrinos, aunque el porcentaje que supone la mayoría serbia ha crecido en los últimos 30 años, desde el 64 al 78 % actual.

Esa diversidad cultural y étnica se observa en que, por ejemplo, la ciudad es la única capital cultural europea que celebra dos veces el Año Nuevo: el 31 de diciembre y hoy, 13 de enero, según el viejo calendario juliano.

El programa arranca con espectáculos en 40 puntos diferentes de Novi Sad, entre ellos conciertos del clarinetista Andreas Ottensamer, la "reina del fado" Carminho o el grupo francés Nouvelle Vague, y una exposición sobre el concepto del tiempo inspirada por el científico y matemático serbio Milutin Milankovic (1879-1958).

LOS PUENTES

"Novi Sad es la ciudad más pequeña del Danubio y con el mayor número de puentes. Once en total, ocho bajo el Danubio y tres encima. Es tan turbulenta y dinámica su historia", cuenta Milenkovic recordando los ocho pasos que fueron destruidos en diferentes momentos en los últimos 300 años.

De hecho, la ciudad vio entrar el siglo XXI sin puentes, tras las destrucción de los tres pasos que tenía en los bombardeos de la OTAN en 1999 para frenar la represión del entonces régimen autoritario serbio contra los albaneses en Kosovo.

"LA ATENAS DE SERBIA"

En el siglo XIX, durante el auge de los movimientos nacionalistas, Novi Sad "se convirtió en el sinónimo y el faro de la ilustración" en Serbia, recuerda Milenkovic, y llegó a ser calificada por algunos poetas locales como la "Atenas de Serbia".

La ciudad, fundada por los Habsburgo austríacos, estaba en la frontera entre la Europa moderna y el mundo oriental del Imperio Otomano.

Novi Sad alberga algunas de las instituciones culturales más antiguas de los serbios, como el Teatro Nacional, creado en 1861.

PROGRAMAS Y "ESTACIONES"

Unos 4.000 artistas nacionales y extranjeros tomarán parte en 1.500 eventos que se sucederán durante el año concebidos como "puentes" que tratarán temas como las migraciones, un programa en el que participará la Barcelona Gipsy Balkan Orchestra, formada por ochos miembros de diferentes nacionalidades y un referente de la nueva ola de músicas del mundo.

La igualdad de la mujer inspira programas como el dedicado a la matemática serbia Mileva Maric Einstein (1875-1948), la primera esposa de Albert Einstein, a quien ayudó en sus investigaciones, o Milica Tomic (1859-1944), una pionera del feminismo en los Balcanes.

Uno de los objetivos es atraer más público hacia los barrios alejados del centro mediante las llamadas "estaciones culturales", que se quiere sigan funcionando una vez terminada la capitalidad cultural.

Violeta Djerkovic, coordinadora de esa red, cuenta que el barrio de Almas, el más viejo de Novi Sad, desea dar vida y abrir al público sus patios escondidos, que recuerdan a los de Córdoba, en un proyecto en el que cooperará con esa ciudad española.

Snezana Stanojevic

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.