NORAD: El COVID-19 no detendrá a Santa Claus

·3  min de lectura
NORAD-SANTA CLAUS (AP)
NORAD-SANTA CLAUS (AP)

Los niños de todas las edades pueden estar tranquilos: Santa Claus llegará esta Nochebuena y una segunda Navidad con COVID-19 no le detendrá.

Eso afirman en la operación militar conjunta de Canadá y Estados Unidos que desde hace 66 años sigue el rastro de Papá Noel en su misión global y asegura a todo el mundo -primero a través del teléfono fijo y ahora por iPhone, Android, OnStar, Facebook, Youtube, entre otros- que está de camino con un trineo lleno de juguetes y una necesitada dosis de alegría.

En lo que se ha convertido en una popular tradición, el Comando Norteamericano de Defensa Espacial (NORAD, por sus siglas en inglés), con base en Colorado, ofrece actualizaciones en tiempo real sobre el progreso de Santa Claus el 24 de diciembre, desde las 4 de la madrugada y hasta la medianoche MST. El Rastreador de Santa del NORAD permite a las familias seguir a Santa Claus en tres dimensiones mientras recorre el Pacífico Sur, Asia, África, Europa y América.

En el corazón del cuartel general del NORAD, decenas de voluntarios responden a un aluvión constante de llamadas en el teléfono 1-877-HI-NORAD (1-877-446-6723). Ellos y otros voluntarios que trabajarán a distancia debido a los protocolos de distanciamiento social contra el coronavirus responderán preguntas como “¿Cuándo llegará a mi casa? ¿Qué clase de galletas le gustan?”, según el director de programa y portavoz del NORAD Preston Schlachter.

Puede seguirse a través de https://www.noradsanta.org, de la etiqueta #NORADTracksSanta y @NoradSanta en Twitter, o con las apps asociadas. También se puede escribir a noradtrackssanta@outlook.com para recibir las últimas actualizaciones sobre su posición.

Antes incluso de que despegara el viernes, el sitio web del NORAD había recibido más de 3 millones de visitas, dijo Schlachter.

“Cada hogar, cada país tiene que lidiar con el impacto de esta pandemia. Santa Claus es un símbolo y es una fuente de alegría para mucha gente”, dijo Schlachter.

Para los preocupados por la seguridad de Santa -o la suya propia-, es probable que Papá Noel lleve mascarilla en sus visitas, y por supuesto lleva guantes, señaló Schlachter. Para los aficionados a los datos, el sitio web del NORAD ofrece más datos, como un peso estimado de 54.600 toneladas de juguetes al despegar y una fuerza de propulsión de nueve PR, o poder de reno.

Como en cualquier cuento de Navidad, el origen del programa se ha contado durante generaciones.

En 1955, el coronel Harry Shoup de la Fuerza Aérea el comandante que estaba de guardia una noche en el Comando Continental de Defensa Aérea, el organismo predecesor del NORAD, recibió una llamada de una niña que marcó un teléfono impreso con un error en un anuncio de periódico, y que creía estar llamando a Santa.

Shoup “respondió a la llamada, al principio pensó que era una broma, pero luego se dio cuenta de lo que había ocurrido y aseguró a la niña que era Santa, iniciando así la tradición que celebramos 66 años más tarde”, explicó Schlachter.

Cada año, la misión comienza cuando los radares en el norte de Canadá y Alaska detectan la señal infrarroja que emite la nariz de Rodolfo.

“Santa lo dirige todo”, dijo Schlachter. “Nosotros sólo le seguimos la pista”.

___

El periodista de Associated Press Terry Chea en San Francisco contribuyó a este despacho.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.