Nicolás Trotta, sobre las clases presenciales: “Lo tiene que definir la Corte”

·2  min de lectura
Trotta asegura que se trabaja en esquemas de presencialidad para el inicio de clases
Trotta asegura que se trabaja en esquemas de presencialidad para el inicio de clases

Luego de que la Procuración General de la Nación dictaminara que el decreto del presidente Alberto Fernández que suspende las clases presenciales es inconstitucional, el ministro de Educación Nicolás Trotta aseveró: “Más allá del dictamen de Eduardo Casal, lo tiene que definir la Corte Suprema”.

En diálogo con América, el titular de la cartera educativa continuó: “Estamos esperando que [la Corte Suprema] adopte una decisión que también lleve tranquilidad a porteños y bonaerenses. Más allá del fallo en sí, nosotros consideramos inentendible que en un momento en el que no debería existir margen para la duda, se judicialice una decisión así”.

En este sentido, sobre el amparo que el jefe de Gobierno porteño Horacio Rodríguez Larreta presentó ante el máximo tribunal para poner un freno a la medida del Presidente, Trotta dijo: “La diferencia que hemos tenido con [Horacio Rodríguez] Larreta es que la Ciudad de Buenos Aires –quizás presionado por Mauricio Macri y Patricia Bullrich- no asume la decisión de tener que adoptar medidas restrictivas que, por supuesto, tienen un costo, pero cuidan la vida”.

A la espera del próximo anuncio del presidente Fernández con nuevas restricciones focalizadas en las zonas epidemiológicamente más afectadas, el ministro de Educación sostuvo: “El gran desafío que tenemos es hacer bajar la curva [de contagios]. En el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA) es donde tenemos los indicadores más complejos, por eso es ahí donde tenemos que sostener los esfuerzos y también las medidas restrictivas”.

Al ser consultado sobre si el próximo lunes los chicos de la provincia de Buenos Aires tendrán clases presenciales, Trotta dijo: “Por ahora hay que esperar esa decisión las próximas horas. En el caso de la provincia de Buenos Aires, lo que definan el Presidente y el gobernador Kicillof será en base a la información epidemiológica”.

Esta tarde, la Procuración General de la Nación consideró que el decreto del presidente Alberto Fernández que suspende las clases presenciales no es constitucional. El dictamen fue firmado por el procurador interino Eduardo Casal. Ahora definirá la Corte Suprema de Justicia sobre la disputa que tensó la relación política entre la Ciudad de Buenos Aires y la Casa Rosada.

El dictamen del Procurador Casal es una opinión y no es vinculante para la Corte.

“Los argumentos expuestos en la norma impugnada no alcanzan para fundar un estado de necesidad que permita legitimar la suspensión de la concurrencia a los establecimientos educativos en todos sus niveles”, escribió Casal, que es un funcionario judicial cuestionado por el kirchnerismo.