Nicolás Trotta dijo que apuntan a que los chicos tengan clases presenciales "tres días a la semana"

LA NACION
·4  min de lectura

El ministro de Educación de la Nación, Nicolás Trotta, se refirió hoy al comienzo del ciclo lectivo y dijo que el objetivo es que "tres días a la semana cada estudiante tenga clases en las escuelas", por lo que se afianza el modelo alternado de "de presencialidad con no presencialidad".

Por otra parte, en declaraciones a radio Mitre, explicó que de esa manera "es importante analizar el primer trimestre" para que en el segundo "se recupere la intensidad de la presencialidad".

Prorrogan el cierre de fronteras: hasta cuándo rige y a quiénes afecta

En cuanto a sus dichos de ayer sobre que es "falaz la discusión de que la educación es algo esencial", en respuesta a la aspiración de Juntos por el Cambio para declarar a la educación como servicio público esencial, Trotta argumentó que "la educación es prioritaria pero no se revuelve ese desafío con una nueva ley".

Ayer, el Ministro había apuntado además contra el expresidente Mauricio Macri, y había dicho que la educación no fue una prioridad en su gestión. "Con la tardía preocupación que tiene el expresidente Macri por la agenda educativa, ¿por qué no la tuvo antes? Son responsables de lo que fue la ruptura de los consensos educativos", había dicho.

Acuerdo docente y vacunación

Sobre el comienzo del ciclo lectivo en todo el país, Trotta explicó que "las clases presenciales comenzarán según la realidad de cada jurisdicción" y que "la mayoría proyectó el inicio del ciclo lectivo para el 1° de marzo" y de manera que se un regreso "seguro" pues "la evidencia confirmó que la aplicación de los protocolos permite un regreso cuidado".

En ese sentido, aseguró que se han visitado 16 de las 24 jurisdicciones educativas para "que todas nuestras escuelas estén abiertas en el inicio del comienzo del clase" y sobre los reclamos docentes indicó: "En cualquier inicio del ciclo lectivo tenemos la tensión salarial. Estamos convocando a la paritaria nacional docente. Creemos que donde hay mucha tensión le pedimos a las provincias que lleguen a un acuerdo".

Vuelven a aumentar los precios de los combustibles

Además dijo: "Queremos una presencialidad cuidada en un año muy complejo. Nuestra mirada ha sido que la vacuna es condición indispensable para la presencialidad. El proceso de vacunación para nosotros es importante porque dará mucha más tranquilidad a toda la comunidad educativa". No obstante, no especificó cuándo comenzaría la campaña para inmunizar a los trabajadores de la educación.

Al ser consultado sobre cómo será el protocolo para la presencialidad en las aulas, dijo que el mismo "fue aprobado el 2 de julio y establece ciertos elementos claves para garantizar el acceso seguro: uso de tapabocas, ventilación e ingreso escalonado".

"Habrá una aplicación que acredite que el docente y el estudiante tengan que usar el transporte para viajar. Además, vamos a reforzar en el número de transporte en la hora pico. La puesta en suspensión de la presencialidad debe ser a corto plazo y priorizar el cuidado de la escuela", cerró.

La palabra de Acuña

Por su parte, Soledad Acuña, Ministra de Educación porteña, habló hoy sobre cuál es el objetivo de las clases presenciales en la Ciudad teniendo en cuenta que comienzan el 17 de febrero "de forma presencial el nivel inicial, primero, segundo y tercer grado de la primaria, y primer, segundo y tercer año del secundario".

Así, la funcionaria aseguró que: "La presencialidad debe ser el ordenador de la vida en la ciudad. Si las escuelas están cerradas es muy difícil para los padres salir a trabajar. Nuestra apuesta es todos los días, todos los chicos, al menos una jornada simple".

Gildo Insfrán y Alberto Rodríguez Saá, unidos por un no rotundo al Gobierno

Ante las quejas de algunos gremios docentes sobre la falta de seguridad sanitaria en las escuelas para evitar los contagios de coronavirus, ayer Acuña, había declarado: "Si en hospitales de niños donde hay contacto directo los médicos no se han contagiado, ¿Por qué los docentes se contagiarían?".

Ya en noviembre, Acuña había respaldado la presencialidad del 100% en las escuelas. "Tenemos la experiencia de otros países que demuestran que las escuelas son lugares seguros. Volvemos a partir del 17 de febrero, sin vacuna y aunque estemos en medio de un rebrote", había dicho.