Nicaragua lamenta la muerte del ministro de Educación de Venezuela

Agencia EFE
·2  min de lectura

Managua, 28 abr (EFE).- El presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, lamentó este miércoles la muerte del ministro de Educación y exvicepresidente de Venezuela, Aristóbulo Istúriz, fallecido en la víspera.

"No tenemos palabras para describir el gran dolor que hemos sentido desde anoche, al conocer la partida del querido Aristóbulo", dijo Ortega, principal aliado en Centroamérica de su par venezolano, Nicolás Maduro, en una misiva oficial que también suscribió su esposa, la vicepresidenta de Nicaragua, Rosario Murillo.

Istúriz, quien falleció a los 74 años, se desempeñó como ministro de Educación de Venezuela desde 2017, tras haber ocupado el cargo de vicepresidente de su país durante un año.

"Queremos destacar su infinita lealtad y amor al pueblo de Bolívar y (Hugo) Chávez, y a los pueblos del mundo y de nuestra América caribeña", agregaron Ortega y Murillo.

El miembro del oficialista Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) desempeñó varios cargos tanto con el actual Gobierno de Maduro como en el del fallecido Hugo Chávez, con quien ya había sido ministro de Educación.

De enero de 2016 a junio de 2017, fue vicepresidente de la República y, posteriormente, ministro del Poder Popular para las Comunas y los Movimientos Sociales.

En su dilatada carrera política, fue también gobernador del estado Anzoátegui, vicepresidente de la Asamblea Nacional (AN, Parlamento), diputado y alcalde del municipio Libertador, en Caracas.

Este maestro de profesión y sindicalista por vocación fue presidente fundador del Sindicato Unitario del Magisterio (SUMA) del Distrito Federal y miembro fundador de Fetramagisterio.

Además, fue un activo dirigente nacional de la Federación Venezolana de Maestros (FVM) y del Colegio de Profesores de Venezuela (CPV).

Nicaragua y Venezuela tienen relaciones estrechas desde el retorno de Ortega al poder en enero de 2007, que coincidió con el mandato de Hugo Chávez (1954-2013) en el país suramericano.

Ambos países, junto con Cuba, encabezan la iniciativa Alianza Bolivariana para los pueblos de América-Tratado de Comercio de los Pueblos (Alba-TCP).

(c) Agencia EFE