Ni título, ni experiencia, ni chequeo de antecedentes: así están contratando en EEUU

·4  min de lectura
Un trabajador en una tienda de Nueva York. Foto: REUTERS/Mike Segar
Un trabajador en una tienda de Nueva York. Foto: REUTERS/Mike Segar

Joshua Taybron fue arrestado hace dos años en Carolina del Norte por su presunta participación en un asesinato. Aunque quedó en libertad y se retiraron los cargos en su contra, a Taybron le preocupaba que sus oportunidades laborales se fueran a pique indefinidamente.

Después de que una valla publicitaria captara su atención, Taybron -sin experiencia profesional ni diploma de secundaria- probó suerte y se presentó a una entrevista de trabajo en la tienda de cosméticos que abrió The Body Shop en Wake Forest. Y fue contratado.

Su trabajo consistía en sacar artículos de las estanterías y prepararlos para la entrega. Si bien fue despedido por mala asistencia, su ex supervisor lo volvió a contratar meses más tarde, y Taybron le prometió que lo haría mejor.

“Se arriesgan con la gente”, dijo a The Wall Street Journal el joven de 33 años, que gana $16 la hora y tiene esperanzas de ser contratado para un puesto permanente este mismo año. “Funciona siempre que uno haga su parte”, destacó.

Más vacantes que solicitantes

Según recoge el artículo del WSJ, muchos empleadores en Estados Unidos están flexibilizando los requisitos laborales y acelerando los procesos de contratación, para así poder “sobrevivir en un mercado laboral que tiene más vacantes que los solicitantes”.

“La gente cuestiona la capacidad de los trabajadores, y tal vez tienen algunas dudas o sospechas y prejuicios también porque no hacemos la verificación de antecedentes”, declaró Nicolas Debray, presidente de The Body Shop para las Américas.

A algunos gerentes les preocupaba que aumentaran los casos de robo o peleas entre empleados, pero Debray asegura que la compañía “no ha detectado ningún incidente en absoluto”.

También te puede interesar:

Un local deThe Body Shop's en la ciudad de Nueva York. (Foto: Daniel Zuchnik/WireImage)
Un local deThe Body Shop's en la ciudad de Nueva York. (Foto: Daniel Zuchnik/WireImage)

The Body Shop no es la única empresa conocida que está transformando el modelo de contratación tradicional. 

La tienda de productos de belleza eliminó requisitos vinculados a la formación educativa y los antecedentes penales. United Parcel Service (UPS) está llevando a cabo entrevistas de trabajo en tan solo 10 minutos, y CVS Health ya no requiere que los graduados universitarios presenten sus calificaciones.

Una reforma en las contrataciones podría ayudar a millones de personas a ingresar a trabajos que antes estaban fuera de su alcance. Saldrían beneficiados casi dos tercios de los adultos estadounidenses que no tienen una licenciatura pero sí las habilidades o la aptitud para trabajos bien remunerados.

Cae la tasa de desempleo

Datos publicados el viernes por el Departamento de Trabajo indican que se ofrecieron 531.000 nuevos puestos de trabajo en octubre y la tasa de desempleo cayó a 4.6%, de 4.8%.

Mucho ha cambiado desde la recesión de 2008-09, cuando los empleadores elevaron las calificaciones laborales y, por ejemplo, pidieron títulos de licenciatura para puestos de asistencia informática y supervisores de construcción, trabajo que históricamente obtenían los graduados de la escuela secundaria. 

Nuevos datos obtenidos por la firma de análisis de mercado laboral EMSI Burning Glass y Conference Board, un grupo de investigación privado, sugieren que 1.4 millones de puestos se abrirán para personas sin títulos universitarios en los próximos 5 años si se mantiene el ritmo actual.

En enero de 2019, el 42% de los anuncios de empleo para agentes de ventas de seguros pedían una licenciatura. En septiembre de 2021, solo el 26% la pidió.

Contratación basada en habilidades, no en títulos

La contratación basada en habilidades cobra fuerza en las industrias minoristas y de comida rápida, donde mantener a los empleados por 90 días parece ser una tarea difícil.

En 2019, cuando la tasa de desempleo en Estados Unidos rondaba el 3.6%, The Body Shop introdujo un programa piloto en el centro de distribución de Wake Forest, para eliminar casi todos los requisitos de contratación, incluyendo los exámenes de detección de drogas.

Los reclutadores de The Body Shop hacen preguntas simples a los candidatos: si están autorizados legalmente a trabajar en los EE. UU.; si pueden levantar 25 libras (50 libras para trabajar en los centros de distribución) y si están disponibles para trabajar un turno de 8 horas. 

Para otros trabajos minoristas, se les pregunta por qué quieren trabajar con los clientes. 

La compañía dijo que estaba tratando de combatir la desigualdad en algunas regiones abriendo puestos a quienes buscan una segunda oportunidad. A mediados de septiembre, 733 empleados se habían incorporado a la empresa de esta forma y 80 se incorporaron a la plantilla permanente. 

También te puede interesar | VIDEO: No todo lo natural es seguro: Estos son algunos peligros de la aromaterapia

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.