Niña atacada por perro será operada en Boston

LA PAZ, Bolivia (AP) — Rosalía esquivó a la muerte a sus cuatro años tras ser atacada hace un mes por un perro rottweiler que le desfiguró el rostro en una barriada de La Paz, recién salió de un estado de coma y será trasladada en las siguientes horas a un hospital de Estados Unidos para una cirugía de reconstrucción de rostro.

Su caso mantiene en vilo al país y atrajo la atención del Children*s Hospital de Boston que enviará un avión hospital y dos especialistas para recoger a la menor, lo que podría ocurrir el martes, declaró el director del Hospital del Niño de La Paz, Josef Henao.

"Su situación todavía es delicada pero está estable; abre los ojos, puede comunicarse. El domingo presentó un convulsión y estamos trabajando en ello" antes del viaje, dijo Henao a radio Erbol el lunes.

Vendada todo el cuerpo y entubada, Rosalía yace inmóvil en la sala de terapia intensiva. El miércoles pasado despertó después de 24 días, preguntó por su madre y arrancó en llanto. Fue una buena señal, relató el galeno.

"Precisará hasta doce microcirugías reconstructivas", estimó el médico Wilfredo Pastén del Hospital del Niño en La Paz. "Tuvimos que mantenerla sedada muchos días para aliviarle el dolor de las mordeduras", dijo.

Rosalía es la quinta de siete hijos. Su familia vive en una habitación en una barrida de la vecina ciudad de El Alto, una de las más pobres del país. El 24 de mayo acompañaba a su madre a unas compras cuando la perra rottweiler de la tendera la atacó por la cabeza. Le arrancó el cuero cabelludo, le dejo una lesión enorme en la cara, la espalda y el glúteo, según los médicos que la atendieron.

Su madre Regina Pillco relató que no pudo arrancarla de las fauces de la perra furiosa porque llevaba en la espalda a un crío recién nacido. El padre de la menor, Agustín Apaza, es desocupado, se gana el día como voceador de carros del transporte público. El acompañará a la menor a Boston.

El caso atizó un debate inesperado en el país. El diputado oficialista Javier Zabaleta planteo un proyecto de ley para prohibir la tenencia de razas consideradas peligrosas. Activistas marcharon con sus mascotas en algunas ciudades para rechazar la iniciativa a la que tildaron de "arbitraria".

Los ataques de perros son frecuentes y una mayoría proviene de razas nativas que viven en la calle a pesar de tener dueño porque no hay una norma que regule la tenencia responsable, dijo a la AP, la activista Susana Carpio, de Animales SOS.

El año pasado una persona de la tercera edad murió en la ciudad de Santa Cruz en el oriente por heridas provocadas por sus perros rottweiler. Es el único caso con muerte que se conoce oficialmente. En lo que va de este año el Hospital del Niño de La Paz atendió a 45 menores mordidos por perros.

Hay una sobrepoblación de canes. En El Alto de casi un millón de habitantes hay un perro por cuatro personas y uno por cada cinco en La Paz, cuando lo recomendable es un perro por cada 29 habitantes según la Organización Mundial de la Salud (OMS), dice Carpio.

"Hay una actitud irresponsable en muchos dueños. Bolivia no está para tener razas poderosas, debe prohibirse la cría de esas razas", muchos de esos perros sostienen el negocio de las peleas clandestinas donde se hacen apuestas, dijo.

En El Alto donde hay el alto el nivel de inseguridad ciudadana, alguna gente mantiene a su perros en la calle encadenados a la puerta para ahuyentar a los ladrones. Es el caso de Katuska la perra que atacó a Rosalía.

Cargando...