De niños inocentes a asesinos en serie. Amigos for Kids en Miami busca erradicar el abuso infantil con agresiva campaña

Yvonne H. Valdez, South Florida Sun Sentinel
·6  min de lectura

Ni ‘chancletazo’, ni ‘correazo’, ni jalón de cabellos. Esa no es manera de educar y los padres que educan a sus hijos de esa forma pueden estar creando un ciclo de abuso infantil que puede terminar en graves consecuencias, advierte una campaña agresiva que ha lanzado Amigos for Kids, con sede en Miami.

Una campaña que muestra en la niñez a asesinos en serie. Se trata de criminales que, según Amigos for Kids, alguna vez fueron niños inocentes y sus rostros lo demuestran.

Con el objetivo de generar conciencia durante abril, el Mes Nacional de la Prevención del Abuso Infantil, e informar sobre la magnitud del problema del abuso y la negligencia infantil, Amigos For Kids, con sede en Miami, lanzó Victims, su nueva campaña, la cual muestra a notorios asesinos en serie de una manera vulnerable, como los niños inocentes que alguna vez fueron.

Junto con el título “Algunas víctimas de abuso infantil se convierten en abusadores infantiles”, la campaña muestra fotos de la infancia de algunos asesinos en serie como el líder de culto de asesinos Charles Manson; la asesina en serie y trabajadora sexual Eileen Wuornos; el famoso “Night Stalker” Richard Ramirez, y David Berkowitz, el asesino conocido como “el Hijo de Sam”. Cada uno de ellos fue víctima de terrible abuso y negligencia infantil, víctimas de un ciclo que Amigos For Kids intenta detener.

“Nuestra organización cree firmemente que el ciclo de abuso solo se puede romper cuando se acaba el silencio. Y todos tenemos un importante papel que desempeñar para desarrollar comunidades sólidas y ayudar a detener este ciclo”, dijo la argentina Karina Pavone, directora ejecutiva de Amigos For Kids.

Para Pavone, ésta es una campaña que busca enfrentar retos difíciles. “La campaña es atrevida... busca iniciar un diálogo incómodo”, dijo.

De acuerdo con Pavone, la campaña se va a presentar tanto digitalmente como impresa, incluyendo las redes sociales.

Cabe resaltar, dijo Pavone, que “no todos los niños abusados se convierten en asesinos en serie y no todos los asesinos en serie son víctimas de abuso infantil, pero en muchos casos los problemas de los criminales comienzan en la niñez”.

“Históricamente, la relación entre los asesinos en serie y el abuso infantil ha captado la atención de los medios de comunicación y el público en general; sin embargo, el abuso infantil sigue siendo una epidemia con transmisiones intergeneracionales durante toda la vida”, agregó la directora de la organización sin fines de lucro.

El abuso (físico, sexual, emocional) y la negligencia infantil son problemas graves de salud pública y experiencias infantiles adversas que pueden tener un impacto a largo plazo en la salud, las oportunidades y el bienestar, indican los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC).

El incremento del estrés, el cierre de las escuelas, la pérdida de ingresos y el aislamiento social generado por la pandemia del COVID-19 en el 2020, aumentaron el riesgo de abuso y negligencia infantil, advierte.

A pesar de que el total de visitas al servicio de emergencia relacionadas con el abuso y la negligencia infantil disminuyó, el porcentaje de estas visitas que resultó en hospitalización aumentó en 2020 (comparado con 2019), de acuerdo con Amigos for Kids.

De hecho, de acuerdo con los CDC, experimentar la pobreza puede generar mucho estrés en las familias, lo que puede aumentar el riesgo de abuso y negligencia infantil. Las tasas de abuso y negligencia infantil son 5 veces más altas para los niños de familias con un nivel socioeconómico bajo en comparación con los niños de familias con un nivel socioeconómico más alto.

Crianza con Cariño

Los expertos temen que, debido a la pandemia, las víctimas de abuso infantil podrían no estar buscando la ayuda y la atención adecuada que sin duda necesitan.

Las estadísticas de abuso infantil en EEUU se encuentran entre las peores de las naciones industrializadas. Las estadísticas anteriores al COVID-19 muestran que cada año se denuncian un promedio de 6.6 millones de casos de abuso a menores a las agencias de protección infantil.

Solo en los Estados Unidos, entre cuatro y cinco niños pierden la vida todos los días a causa del abuso y la negligencia infantil.

Al menos 1 de cada 7 niños ha experimentado abuso y/o negligencia infantil en el último año, y esto probablemente sea una subestimación. En 2019, 1,840 niños murieron por abuso y negligencia en los Estados Unidos, según cifras de los CDC.

“Lo que vemos más comúnmente en nuestros programas es el maltrato emocional y verbal a los niños, a quienes se les grita o insulta”, dijo Pavone.

Siendo argentina y conociendo la cultura hispana, Pavone destaca el riesgo que enfrentan muchos menores de esta comunidad.

“También vemos que en la cultura latina se ve muchísimo cómo se enfrenta el problema de los niños con el ‘chancletazo’ o correazo o jalón de pelos”, dijo Pavone.

Pavone indica que la organización que dirige cuenta con un programa de ayuda para enseñar a los padres en el sur de Florida a tener una mejor conversación con sus hijos llamado “Crianza con Cariño”. Amigos for Kids también tiene otros programas de ayuda.

Amigos For Kids advierte que ayudar a las víctimas capturadas en un ciclo de abuso no es suficiente. Para verdaderamente erradicar el ciclo, Amigos For Kids tiene como objetivo llegar a la raíz del problema educando a las comunidades y generando conciencia sobre la importancia de fortalecer a las familias para ayudar a prevenir el abuso infantil, advierte.

Las personas interesadas en participar el programa de ayuda, y otros que ofrecen, pueden llamar o visitar el sitio de Internet de Amigos for Kids.

Los programas enseñan a los padres la resiliencia y cómo manejar el estrés que se ha visto mucho en la pandemia, dice Pavone. También se les enseña a manejar relaciones sociales y cómo fomentar relaciones positivas que dan apoyo y conocimiento de crianza de niños.

Pavone destaca que la organización también ofrece programas de apoyo concreto en tiempos de necesidad. Y un programa de cuidado infantil para después de la escuela.

“Hasta hoy hemos distribuido más de 5,500 comidas y más de 2,000 bolsas o cajas de alimentos a familias necesitadas”, dijo.

Crianza con Cariño reúne entre hora y hora y media de 10 a 15 padres y ahora se realiza de forma virtual.

“El único requisito es que quienes participen tengan hijos con edades de 0 a 12 años”, agregó.

Para obtener más información sobre Amigos For Kids y su nueva campaña, visita www.amigosforkids.org

yvaldez@sunsentinel.com, 954-825-7827, @yvonnehvaldezz en Facebook, Twitter.

Dale like a @elsentinelsur en Facebook, Twitter e Instagram o visita sunsentinel.com/elsentinel