Ngannou vence a Miotic y es monarca en la UFC

GREG BEACHAM
·2  min de lectura

LAS VEGAS (AP) — Francis Ngannou se apoderó el sábado del campeonato de los pesados, al noquear a Stipe Miocic con feroces puñetazos al comienzo del segundo asalto de la función UFC 260.

Ngannou (11-2) vengó la paliza que Miocic le propinó en 2018 y demostró todo lo que ha aprendido en los tres años transcurridos desde entonces.

El camerunés es el primer monarca de los pesados de la UFC nacido en África. Derribó a Miocic (21-3) dos veces en los albores del segundo episodio, y puso fin a la contienda cuando habían transcurrido 52 segundos.

La pelea terminó rápidamente después de que Ngannou ganó el primer asalto. Miocic se recuperó de su primera caída en el segundo round e incluso asestó un derechazo que estremeció a Ngannou.

Sin embargo, el retador respondió con un gancho de izquierda digno de una pintura, que envió a Miocic de nuevo a la lona para desencadenar el final del pleito.

Ngannou, de 34 años, aspiró alguna vez a ser boxeador, pero descubrió las artes marciales mixtas tras emigrar de Camerún a Francia. Ascendió rápidamente en su nuevo deporte, gracias a su temible poder, su versatilidad y su talento.

Pero Miocic interrumpió esa trayectoria positiva al ganar todos los rounds de su primer enfrentamiento en Boston.

El esperado cambio de guardia en la división de los pesados de la UFC ocurrió finalmente en la revancha dentro de la jaula de Las Vegas. Nganou fue mucha pieza para Miocic, nacido en Cleveland y quien es considerado el mejor gladiador en la historia de los pesados dentro de la UFC.

En la otra pelea principal de la función en el UFC Apex, el exmonarca welter Tyron Woodley perdió su cuarto combate seguido. El brasileño Vicente Luque lo derrotó con un estrangulamiento al final del primer asalto.