Nestora Salgado pide seguridad para los candidatos en elecciones

·2  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, abril 11 (EL UNIVERSAL).- Previo al inicio del actual proceso electoral, cuando menos 11 personas con aspiraciones políticas fueron asesinadas, denunció la senadora Nestora Salgado García (Morena). Ante ello, es necesario que los gobiernos municipal, estatal y federal y el Instituto Nacional Electoral (INE) protejan a los candidatos que contenderán por los más de 21 mil cargos de elección popular el próximo 6 de junio, demandó.

"El contexto nos obliga a actuar para evitar más asesinatos, garantizar que el proceso electoral se desarrolle con total normalidad, bajo estrictas medidas de seguridad; incluso, es fundamental levantar la voz y exigir la investigación de los ataques para dar con los responsables", señaló en un punto de acuerdo que fue sometido a consideración de la comisión de Gobernación del Senado de la República.

Es necesario, demandó, prevenir que ocurran amenazas, agresiones y asesinatos en contra de los contendientes, garantizar su integridad, evitar la violencia política por razón de género y sancionar a los responsables de dichos actos. Ello luego de que al menos 11 aspirantes a candidaturas fueron asesinados antes de que arrancaran las campañas: nueve que buscarían una candidatura para ser presidentes municipales, uno al cargo de diputado local y uno más para regidor.

"Nada más por estos atentados Morena suma cuatro personas fallecidas, el PAN tiene tres, el PRI dos y el PRD uno. La mayoría de dichos ataques ocurrieron en Veracruz y Guerrero", advirtió.

"Guerrero, es uno de los estados con mayor incidencia delictiva, con más complicaciones en lo político, en lo económico y lo social, pero también es la segunda entidad con mayor número de asesinatos y amenazas en contra de quienes aspiran a un cargo de elección popular".

Durante el proceso electoral 2018, se registraron 774 agresiones contra políticos y 429 contra funcionarios no electos. De esta cifra, 152 políticos fueron asesinados, 48 eran precandidatos o candidatos a puestos de elección y 371 se desempeñaban como funcionarios.