Neoyorquinos despistados ignoran el riesgo y se reúnen para ver la llegada del USNS Comfort

Noticias Internacional
·3  min de lectura

Jenna Amatulli

A los ciudadanos les pidieron que se quedaran en casa, pero el lunes decenas de personas se reunieron junto al Hudson para ver la llegada de un barco hospital al Muelle 90.

Mientras algunos neoyorquinos se han aislado y seguido las pautas de distanciamiento social durante la pandemia del coronavirus, otros en la ciudad han actuado de manera imprudente respecto al bienestar de los demás.

El lunes por la mañana, el USNS Comfort atracó en el puerto de la ciudad de Nueva York. Se espera que el barco hospital con aproximadamente 1 000 camas ingrese a aquellos pacientes que no padecen COVID-19 procedentes de los hospitales de los cinco condados de la ciudad, en un esfuerzo por liberar espacio. Hasta el lunes por la mañana, la ciudad de Nueva York contaba con más de 36 000 casos reportados de COVID-19, la enfermedad que causa el coronavirus. Setecientas noventa personas han muerto debido a la enfermedad.

Imagen del USNS Comfort navegando hacia el puerto de Nueva York tomada desde un barco escolta del estado de Nueva York.

El Comfort trae 1 000 camas de hospital y 1 200 profesionales muy necesarios ahora en Nueva York. Estaré en Nueva York para una reunión informativa a su llegada.

Antes de que el barco llegara al río Hudson, decenas de neoyorquinos se reunieron en el lado oeste de Manhattan para verlo atracar.

Las fotos de Getty Images, que también fueron publicadas en las redes sociales, muestran a muchas personas reunidas el lunes, la mayoría de las cuales no se mantienen a más de un metro y medio de distancia unas de otras, como aconsejan los expertos en salud con el objetivo de limitar la propagación del virus.

Así estaremos en cuarentena para siempre.

Se reúne una multitud para darle la bienvenida al buque hospital de la Marina de los Estados Unidos en la ciudad de Nueva York, el 30 de marzo de 2020.
Se reúne una multitud para darle la bienvenida al buque hospital de la Marina de los Estados Unidos en la ciudad de Nueva York, el 30 de marzo de 2020. NURPHOTO VÍA IMÁGENES GETTY
Neoyorquinos despistados ignoran el riesgo y se reúnen para ver la llegada del USNS Comfort
USNS Comfort llegó al muelle 90. Tiene una capacidad de 1 000 camas, las cuales aumentarán la capacidad de los hospitales de la ciudad de Nueva York. NURPHOTO VÍA IMÁGENES GETTY

Se cree que el COVID-19 se propaga a través del contacto cercano entre personas, lo que los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) definen dentro de una distancia de “menos de metro y medio”. La enfermedad también puede transmitirse a través de las gotitas respiratorias que se producen cuando una persona infectada tose o estornuda.

El virus se transmite con mucha facilidad, razón por la cual los residentes del estado de Nueva York, que se ha convertido en el epicentro mundial de la pandemia, están siendo obligados a quedarse en casa hasta el 15 de abril.

El gobernador Andrew Cuomo también anunció el lunes que el estado de Nueva York ahora tiene más de 66 000 casos de coronavirus.

Aquellos en la multitud deben haber pasado por alto la ironía de que se están exponiendo a un mayor riesgo de infección para ver un barco que llegó precisamente porque la ciudad está luchando por contener las infecciones.

Quédate en casa. Recuerda que ninguna publicación de Instagram vale tu vida.

Este artículo fue publicado originalmente en el HuffPost.