Navidad en tiempos de Covid

·4  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, diciembre 24 (EL UNIVERSAL).- Este año, aunque las decoraciones inundan las casas, y vemos anuncios en todas las redes sociales con el sabor de las festividades, y nos llegan emails de marcas con ideas para regalar, sabemos que significa lo mismo.

Llegó la Navidad, pero antes de que empecemos a decorar los muros con ramas de acebo, es importante recordar que no necesariamente Navidad es una ocasión feliz para todo el mundo, en estos momentos.

Este 2020, nos ha enseñado mucho, mucho más de lo que esperábamos y para la gran mayoría la Navidad significa:

Celebraciones, regalos, fiestas, debido a esa expectativa implícita de que deberíamos estar llenos de alegría y felicidad y pasando tiempo con una familia a la que amamos, muchos de nosotros lo podemos tener difícil durante esta Navidad y estas altas expectativas pueden dejar a muchísima gente sintiéndose aislada o avergonzada por no estar experimentando esa alegría y porque este año hay una dimensión adicional.

Con el mundo entero en distintos niveles de confinamiento y algunas medidas de distanciamiento social todavía muy altas, esta Navidad muchos de nosotros estaremos separados de nuestros amigos y familiares.

A lo largo de los meses, fuimos lidiando con esta distancia social y, aunque ha sido duro para todos, también hemos aprendido con la maravillosa tecnología a reunirnos y a estar presentes en los momentos importantes.

Para ayudar a lidiar con las dificultades emocionales que esto puede entrañar, me di a la tarea de preguntar a varios psicoterapuetas algunos tips para sobrellevar la temporada de fiestas.

1. Conexión. Aunque es posible que no podamos estar físicamente juntos, podemos agendar llamadas por Zoom o FaceTime con la familia y los amigos. Acuerden un momento para la llamada y, tal vez, abran juntos algún regalo o tómense una copa de champaña, aunque sea a través de la pantalla.

2. Aceptación. Al aceptar lo que no podemos cambiar y lo que no puede ser y no será como quisiéramos, nos llenaremos de calma. Acepta que este año la Navidad será diferente, trata de hacer del día lo mejor que puedas, con todo y sus limitaciones.

3. Contacto con la naturaleza. Sal a caminar (o a manejar tu bicicleta). El confinamiento y las restricciones nos tienen a todos encerrados en casa. Necesitamos actividad física para nuestra salud mental y la época de Navidad no es la excepción.

4. Haz algo que disfrutes. Aquí tienes una oportunidad para saltarte todas esas partes de la Navidad que no te gustaban. ¿Recuerdas cuando deseabas pasar una Navidad distinta? Sin tener que cocinar un pavo entero con todas sus guarniciones, pues esta vez tenemos la oportunidad de pasar un día de descanso y conexión con nosotros mismos.

5. Limita tu consumo de alcohol. Muchos de nosotros nos extralimitamos en Navidad, pero este año, con las dificultades que ha traído la pandemia, es más importante que nunca estar conscientes de los efectos negativos del alcohol. La depresión y la ansiedad — tristemente — empeoran de manera considerable tras los períodos festivos más grandes.

6. No te sumerjas en la culpa. La Navidad puede estar cargada de sentimientos de culpa: desde con quién pasamos esa fecha o cuántos regalos estamos comprando, este año muchas cosas simplemente no son posibles. Recuerda que hay buenas razones por las que tus compras esta vez son limitadas y por las que no estás viendo a todas las personas a las que quisieras ver. Esta es la realidad.

7. Abandona tu preocupación laboral. Aunque esta sea una Navidad diferente y difícil, sigue siendo un período de vacaciones. Ha sido un año duro para todos y merecemos un descanso. Evita (a menos que realmente te ayude) chequear emails y mensajes de trabajo durante esos cinco días. Regálate un momento de genuina desconexión.

8. Tómate un tiempo para reflexionar. Este momento puede ser una verdadera oportunidad para pensar sobre lo que tienes que cambiar para 2021. La pandemia ha alterado la manera en la que vivimos y trabajamos y seguirá haciéndolo. ¿Qué debes hacer para salir adelante en 2021?

9. Busca ayuda profesional. El aislamiento, la ansiedad, la depresión y el estrés relacionado con el trabajo se han visto en aumento durante la pandemia y los confinamientos. Para algunos de nosotros ha sido un cambio muy fuerte. No tienes que hacer esto tú solo. Hay muchos recursos profesionales para ayudarte: habla con un psicoterapista o consejero calificado.

10. Trata de disfrutar. Ha sido un año duro. ¡No hay mejor motivo para divertirse!