¿Otra Navidad con restricciones? Ámsterdam, la primera ciudad de Europa que abre la veda

  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
·4  min de lectura
En este artículo:
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.

2020 fue el año en el que el coronavirus se extendió por el mundo y el de las restricciones, ya que para evitar la expansión de la pandemia eran necesarias medidas de distancia social. Una de las principales consecuencias fue la eliminación de eventos masivos, entre ellos los festejos de Navidad.

Así, en la mayoría de países europeos se suprimió todo tipo de celebraciones, tanto a nivel público como familiar. En el caso de España hubo más laxitud y sí se permitieron las reuniones familiares, aunque por ejemplo la Comunidad Valenciana no permitió la entrada en su territorio de familiares y allegados y solo levantó el cierre perimetral a los residentes que se encontraban en otras comunidades.

El 2021 se presentó como el año de la recuperación, el de las vacunas y el de la vuelta a la normalidad, aunque teniendo que convivir con el virus. Y con él, llegan las restricciones nuevamente. Aunque la situación no tiene nada que ver con el año anterior, Ámsterdam ha sido la primera ciudad europea en eliminar las celebraciones navideñas.

Luces navideñas en Ámsterdam en las Navidades del 2020. (Photo by RAMON VAN FLYMEN/ANP/AFP via Getty Images)
Luces navideñas en Ámsterdam en las Navidades del 2020. (Photo by RAMON VAN FLYMEN/ANP/AFP via Getty Images)

La llegada del otoño y del frío ha provocado un gran repunte de contagios en la mayoría de naciones europeas, siendo la mayoría de pacientes no vacunados. Aunque la inmunización ha sido un éxito en la UE, con cerca de un 70% de vacunados de media, no es suficiente. Y el virus sigue circulando y generando nuevos brotes.

Países Bajos, donde un 76% de su población está inmunizada, está viviendo una gran ola de contagios que ha provocado que el país bata su récord de positivos en una jornada desde el comienzo de la pandemia (más de 19.000) y sus autoridades han sido conscientes, a poco más de un mes de las Navidades, de que estas celebraciones no se podrán hacer con normalidad. Así, Ámsterdam ya ha aplicado varias medidas restrictivas.

La cuenta regresiva para el 2022 situada en la Plaza de los Museos ha sido cancelada, se han suspendido las celebraciones de Año Nuevo y también los espectáculos de fuegos artificiales organizados por el ayuntamiento. Estos espectáculos pirotécnicos iban a actuar como alternativa a los individuales, ya que el municipio ya había prohibido que sus residentes encendieran fuegos para festejar la llegada del 2022.

"Esperamos que esta sea la última vez de un nuevo año cuando todavía estamos sufriendo tanto por el coronavirus, y que el próximo año podamos tener la llegada de un nuevo año con celebraciones en muchos lugares de la ciudad", han manifestado las autoridades municipales.

De esta manera Ámsterdam se convierte en la primera, pero puede que no la única en poner coto a las celebraciones navideñas.

Ya hay restricciones en Países Bajos y los restaurantes cierran sus puertas a las siete de la tarde. (Photo by RAMON VAN FLYMEN/ANP/AFP via Getty Images)
Ya hay restricciones en Países Bajos y los restaurantes cierran sus puertas a las siete de la tarde. (Photo by RAMON VAN FLYMEN/ANP/AFP via Getty Images)

Restricciones en Europa

Y es que aunque la mayoría de países y ciudades aún no se han pronunciado sobre las fechas navideñas, sí que están implantando restricciones ante el auge de contagios. Son los casos, por ejemplo de Austria o Alemania.

El Gobierno austriaco ha decidido imponer un confinamiento a los dos millones de personas en el país que siguen sin vacunarse. Solo podrán dejar sus casas para trabajar, comprar comida o emergencias. La policía irá comprobando al azar si la gente tiene los certificados de vacunación, aunque existe escepticismo en la sociedad sobre que estas medidas resulten efectivas.

En Alemania, únicamente los vacunados o aquellos que han pasado el coronavirus recientemente tienen permitido el acceso a restaurantes, cines o centros deportivos. El Gobierno federal además ha vuelto a proporcionar pruebas gratuitas de covid-19 para intentar frenar los contagios.

Los ejemplos de Países Bajos, Austria o Alemania muestran que los próximos meses en el continente volverán a caracterizarse por medidas de distancia social y restricciones, aunque probablemente no tan duras como en 2020. Así, las celebraciones masivas navideñas difícilmente se van a producir.

En lo que se refiere a España, el país está sufriendo un repunte de los casos en las últimas semanas, aunque está lejos de las cifras de otros países europeos. En el horizonte aparecen el puente de diciembre y las Navidades, pero de momento la situación no es preocupante.

EN VÍDEO I Muestra cómo evolucionan los anticuerpos contra la Covid tras la vacuna

Más historias que te pueden interesar:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.