Nadador olímpico enfrenta siete cargos por disturbios en el Capitolio

Gustaf Kilander
·3  min de lectura
Klete Keller reacciona en los Juegos Olímpicos de Beijing 2008 (AP)
Klete Keller reacciona en los Juegos Olímpicos de Beijing 2008 (AP)

Klete Keller, un nadador con dos medallas olímpicas de oro, ha sido acusado de siete cargos relacionados con su participación en los disturbios del Capitolio el 6 de enero.

Imágenes de video desde el interior del Capitolio muestran a Keller, de 6 pies y 6 pulgadas, destacándose entre la multitud en el edificio, vistiendo una chaqueta que parecía ser de su época como atleta olímpico con la palabra "Estados Unidos” impresa en las mangas y en la espalda, informó KDVR.

La acusación formal del gran jurado de siete cargos establece que Keller, de 38 años, "cometió e intentó cometer un acto para obstruir, impedir e interferir con un agente de la ley", obstruyó "un procedimiento oficial", entró ilegalmente en "un edificio restringido", participó en una conducta "desordenada", interrumpió "una sesión del Congreso", "impidió el paso" a través del Capitolio e "hizo desfiles y manifestaciones" en el edificio de los Estados Unidos.

The New York Times informó que los ex entrenadores y compañeros de equipo reconocieron a Keller en videos e imágenes de los disturbios mientras se elevaba sobre la multitud. Pocos dijeron que se sorprendieron de verlo allí, ya que las cuentas de redes sociales ahora eliminadas de Keller se habían llenado anteriormente con mensajes de apoyo al expresidente Trump.

Si bien no ha aparecido ningún video de Keller siendo violento, se lo vio en un video en el que otros partidarios de Trump luchan contra la policía mientras intentan retomar la rotonda en el edificio del Capitolio.

Keller fue registrado como miembro del equipo estadounidense de natación en 2008. La organización emitió un comunicado en enero, diciendo: "Las acciones de Keller de ninguna manera representan los valores o la misión de la natación estadounidense. Y aunque una vez fue un nadador en los niveles más altos de nuestro deporte - en representación del país y la democracia que atacó con tanta voluntad - el señor Keller no es miembro de esta organización desde 2008".

Después de haber expresado su frustración en una entrevista de 2014 por dedicar tanto tiempo y esfuerzo al deporte sin pensar en lo que haría después, Keller renunció el mes pasado a su cargo como contratista independiente en la agencia inmobiliaria Hoff & Leigh en Colorado Springs, según informes de NBC News.

En la entrevista de 2014 con NBC Sports, Keller dijo: "Ser bueno en un deporte olímpico es casi tanto una maldición como una bendición porque tengo un sentido sesgado de la realidad. Si fuera tan bueno en el baloncesto o el fútbol como yo estaba en la natación, no habría tenido que preocuparme por eso porque habría tenido mucho dinero. Uno gana lo suficiente en la natación para estar cómodo, y luego tiene que ser realista después de [que termine su carrera de natación]. De esa manera tienes que tener la cabeza bien puesta".

Pasando de un trabajo a otro y luchando contra la bebida y la depresión después de sus días de natación, Keller dijo en un podcast con Olympic Channel en 2018:

“Encontré la presión del mundo real mucho más intimidante y mucho más difícil de manejar porque pasé de nadar a tener tres hijos y una esposa en un año.

“Las consecuencias de no tener éxito eran muy, muy reales. Si no hacía una venta o si mi gerente se enojaba conmigo o me despedía me quedaba sin seguro médico. Está muy claro, además hay otras personas que cuentan conmigo”.

“Así que sentí, cuando fallé, una sensación de dolor, frustración y fracaso mucho más aguda que la que sentí al nadar. Con la natación, era solo yo. Todos esos años de éxito que tuve con la natación realmente me dieron una expectativa inexacta del mundo, por lo que fue mucho más difícil lidiar con los pequeños mini-fracasos que enfrentaría un día cualquiera".

Relacionados

Mike Pence tenía al “fútbol nuclear” con él cuando lo llevaron a un lugar seguro durante los disturbios del Capitolio

El líder de Oath Keepers esperó a que Trump los “activara” antes del ataque al Capitolio

El Senado escuchó el abuso y la violencia de los alborotadores contra la policía en el Capitolio