Naciones de los atolones del Pacífico lanzan alianza para preservar soberanía y patrimonio

·2  min de lectura

Las naciones de los atolones del Pacífico lanzaron el miércoles una nueva asociación global para preservar su soberanía y patrimonio en momentos en que sus países desaparecen por el aumento del nivel del mar, provocado por el cambio climático.

La iniciativa Rising Nations fue anunciada en un evento al margen de la Asamblea General de la ONU en Nueva York por el primer ministro de Tuvalu, Kausea Natano, y el presidente de las islas Marshall, David Kabua, con el apoyo de países como Alemania, Estados Unidos y Canadá.

"La crisis climática está creando un futuro cada vez más incierto para personas en la mayoría de lugares del mundo", dijo Natano.

"Paradójicamente, en mi región, el Pacífico, está haciendo que nuestro futuro sea cada vez más seguro, pero no de una manera que brinde ningún tipo de consuelo".

Las naciones insulares del Pacífico representan solo el 0,03% de las emisiones globales, pero en este siglo están a punto de perder un territorio considerable, y algunas se volverán inhabitables, incluso si el mundo cumple con el objetivo del acuerdo de París de limitar el calentamiento a largo plazo a 1,5 ºC.

En ese sentido, Tuvalu, Kiribati y las Islas Marshall piden un acuerdo global que garantice a sus estados una "existencia permanente" más allá del tiempo de vida habitable de sus atolones.

La iniciativa contempla un plan de cuatro puntos: reafirmar el compromiso de la comunidad internacional de preservar su soberanía; lanzar un programa de adaptación para aumentar la resiliencia y proteger el sustento; crear un depósito para el patrimonio cultural de las islas; y apoyar a las naciones para que adquieran el estatus de Patrimonio Mundial de la UNESCO.

"Sabemos que incluso con un aumento de la temperatura global promedio de 1,5 °C, nuestras tierras eventualmente se sumergirán", dijo Kabua. "Ahora buscamos la misma asociación profunda de la comunidad internacional para preservar nuestro derecho a la nacionalidad en el futuro, conservando plenos derechos a nuestra identidad nacional y manteniendo nuestro rico patrimonio".

El aumento del nivel del mar ya está amenazando a los atolones del Pacífico, contaminando sus acuíferos con agua salada, provocando mareas más altas, aumentando la intensidad de las tormentas e inundaciones y debilitando las defensas naturales.

El blanqueamiento de los arrecifes de coral está reduciendo las poblaciones de peces y poniendo en peligro el turismo, elevando los costos de vida y obligando a las personas a abandonar sus hogares.

ia/mlm/wd/db/ag