Murió el expresidente Gustavo Noboa, el padre de la dolarización en Ecuador

·2  min de lectura
Gustavo Noboa
MARTIN BERNETTI

QUITO.- El expresidente ecuatoriano Gustavo Noboa (2000-2003), de 83 años, falleció este martes en Estados Unidos tras una intervención quirúrgica en la cabeza. El presidente Lenín Moreno escribió en su cuenta de Twitter que “Ecuador está de luto. A partir de mañana decretaré duelo nacional en memoria de Gustavo Noboa, expresidente de la República. Dilecto amigo, demócrata respetado, formador moral de juventudes, patriota. Mi sentido pésame a sus familiares y amigos”.

A Noboa se lo recuerda por su buen carácter y su gentileza, aunque también por su firmeza de convicciones, que se transmitieron a decenas de generaciones desde su calidad de profesor secundario y universitario. Noboa asumió el poder en enero del año 2000, luego de que una revuelta popular pusiera fin al mandato del presidente Jamil Mahuad, en medio de una profunda crisis económica que obligó al país a adoptar el dólar de Estados Unidos como moneda nacional.

Coronavirus: la dramática caída de casos en la India desconcierta a los científicos

Entonces, Ecuador estaba al borde de la hiperinflación y la mitad de los 42 bancos de la época habían quebrado o cerrado. En cuanto llegó a la presidencia ratificó el cambio de moneda e hizo frente a las graves consecuencias del fenómeno de El Niño, especialmente en la costa ecuatoriana, y poco después logró la renegociación de la deuda externa, lo que más tarde derivó en un proceso impulsado por sus rivales políticos, que lo acusaron de malversación de fondos. Ello causó que se asilara en Costa Rica entre 2003 y 2005.

Muchos le atribuyen haber logrado dar tranquilidad y estabilidad al país en medio de una época marcada por la convulsión política. Entregó al poder al mandatario Lucio Gutiérrez.

Covid-19: El tratamiento que es furor en Brasil pese a su escasa demostración científica

Estuvo casado con María Isabel Baquerizo, con quien tuvo seis hijos. El exvicepresidente Alberto Dahik, en su cuenta de Twitter, aseguró que murió “un presidente honrado, responsable que condujo al país con acierto en momentos muy duros. Un formador de juventudes como ningún otro ... amó mucho a su patria. Siempre dijo: Los tiempos de Dios son perfectos”.

Noboa se encontraba en el Hospital Jackson Memorial, en Miami, Estados Unidos, donde había sido operado el pasado 9 de febrero por un meningioma. Pese a salir bien de la cirugía, su situación se complicó y sufrió un infarto este martes, según publica la prensa local.

Agencia AP