Mujeres radicales asaltan a conductora en Ciudad de México

·2  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO (AP) — La agencia de derechos humanos de México exigió el viernes una investigación luego de que media docena de mujeres enmascaradas y vestidas de negro atacaron el auto de una mujer con martillos y tubos metálicos.

La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) señaló que las agresoras pertenecían a un grupo de feministas radicales que tomaron uno de los edificio de la entidad hace año y medio en el distrito histórico de la Ciudad de México.

La conductora dijo que las mujeres le exigieron dinero el jueves para poder circular por la calle, donde están ubicadas las oficinas de la CNDH que siguen ocupadas.

La fiscalía de la capital mexicana dijo que estaba investigando el incidente como un caso de robo, así como de daños, porque las ventanillas del auto quedaron destrozadas.

En las imágenes de las cámaras de seguridad, una de las asaltantes, que portaba un megáfono y un martillo, grita “Ya sabe cuál es el procedimiento” en una aparente referencia al “peaje” que cobraban.

Más tarde en el día, el jefe de la policía de la ciudad, Omar García, anunció que la policía había puesto fin a la toma del inmueble de la CNDH y confirmó que las ocupantes fueron quienes asaltaron a la conductora.

“Se recuperó un inmueble de donde salieron las agresoras con el fin de evitar que sea utilizado para realizar más acciones que ponen en riesgo a la ciudadanía", escribió García en un mensaje en redes sociales.

Miembros del grupo de feministas enmascaradas, que se autodenominan “El bloque negro”, han roto regularmente vidrios en edificios y paradas de bus durante las marchas convocadas en los tres últimos años para protestar por los asesinatos de mujeres.

En septiembre de 2020, el grupo tomó las oficinas de la comisión junto a familiares de víctimas de feminicidios que pedían que se investigasen sus casos.

La CNDH dijo que ha estado trabajando con las familias para cumplir sus demandas.

Según el organismo, no era la primera vez que un transeúnte era atacado por el grupo.

“La Comisión Nacional está preocupada por los acontecimientos ocurridos en torno al lugar. Una serie de víctimas han presentado denuncias y documentado públicamente" los ataques, explicó en un comunicado en el que instaba a las autoridades locales a poner fin a la ocupación.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.