Mujeres dirigen 6 municipios con sistemas normativos

OAXACA, Oax., noviembre 23 (EL UNIVERSAL).- A la fecha, seis municipios que se rigen por sistemas normativos indígenas (usos y costumbres) han elegido a una mujer para el cargo de presidenta municipal, informó el Observatorio de Participación Política de las Mujeres.

Los procesos electorales para la renovación de 417 ayuntamientos en municipios indígenas este 2019 aún continúan, pero el triunfo de estas mujeres representa un incremento de 100% respecto a las que fueron electas en 2017.

Hace dos años, de acuerdo con el Observatorio, fueron electas 132 mujeres, 98 propietarias y 34 suplentes, de un total de 404 cargos propietarios y 175 suplentes sometidos a elección; además, se alcanzaron ocho cabildos paritarios de 62 electos; sin embargo, sólo tres mujeres fueron electas como presidentas.

El pasado 8 de octubre, previo al inicio de los procesos electorales en municipios que se rigen por sistemas normativos indígenas, este organismo exhortó a respetar los principios de paridad y progresividad en las elecciones.

La Ley de Instituciones y Procedimientos Electorales del Estado de Oaxaca reconoce a los sistemas normativos indígenas como los principios, normas orales o escritas, prácticas, instituciones y acuerdos que los pueblos utilizan para la elección de autoridades municipales; en el estado, 417 de 470 municipios se rigen de esta forma.

El Observatorio expresó que aunque los contextos socioculturales y las formas de organización comunitaria son diversas, debe respetarse lo establecido en la Constitución mexicana, en tratados internacionales, y acuerdos de la autoridad electoral, que exhortan a garantizar la integración de las mujeres en los cabildos en condiciones de igualdad y contextos libres de violencia.

Entre los municipios indígenas que eligieron a alcaldesas este año destacan San Pedro Quiatoni, donde fue electa Emma Benítez Zárate.

Los otros municipios son Mesones Hidalgo, donde eligieron a Victoria Rodríguez; en San Baltazar Yatzachi escogieron a Rebeca Llaguno como presidenta; en San Pedro Sochiapam, a Imelda Vera; en San Miguel Chicahua, a Esther Guzmán, y en Santa María del Rosario, a Angélica Sánchez.

"El avance es progresivo, las comunidades deben ver la participación de las mujeres como un beneficio, no como imposición", indica el Observatorio.