Mujer desiste de denunciar agresiones de servidores públicos

CIUDAD DE MÉXICO, enero 12 (EL UNIVERSAL).- Luego de que una mujer se quejara de malos tratos por parte de personal del Ministerio Público en la alcaldía de Cuauhtémoc, la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México (FGJ) informó que no cuentan con registro de que la víctima haya sido blanco de agresiones por parte de los servidores públicos ni registro de la denuncia; al respecto, la víctima reportó que desistió de interponerla.

EL UNIVERSAL publicó este sábado el caso de Martina, una mujer que acudió al Ministerio Público en la Coordinación Territorial Cuauhtémoc-2 a denunciar un caso de violencia intrafamiliar. Narró a esta casa editorial —que posee el audio de la entrevista— que para revisarle los brazos, supuestamente los médicos legistas le dijeron que se tenía que quitar la ropa, acto que, dijo, la incomodó.

Al respecto, la FGJ dio a conocer que, "después de realizar una búsqueda en los archivos físicos y electrónicos, no existe registro alguno en todas las coordinaciones territoriales, y en específico la CUH-2, de alguna atención brindada a dicha ciudadana.

"Asimismo, después de la búsqueda en los registros de atención de las abogadas de las mujeres y libro de médicos legistas, tampoco existe registro alguno de atención brindada a la ciudadana entrevistada".

Aparentemente, el incidente que denunció Martina se derivó de una discusión con su pareja sentimental, que ocurrió en la alcaldía Magdalena Contreras.

Luego de las agresiones, ella se fue a casa de su madre, en la colonia Guerrero, alcaldía Cuauhtémoc, y con el respaldo de su familia se animó a denunciar los moretones que su pareja le dejó en los brazos.

Por su parte, su pareja sentimental hizo lo mismo, pero en la alcaldía Magdalena Contreras. Ahí, el hombre reveló a las autoridades lo sucedido, pero no quiso una revisión médica al explicar que todo quedo solamente en gritos e insultos, pero quería dejar el antecedente. De esta denuncia, sí hay constancia en la Fiscalía General de Justicia capitalina.

De acuerdo con la mujer, luego de los presuntos malos tratos recibidos de los servidores públicos, decidió no continuar con la denuncia. "Cabe señalar que la Coordinación CUH-2 sí cuenta las 24 horas del día con médico legista del sexo femenino, como parte de las guardias fijas", detalló la autoridad.

EL UNIVERSAL contactó a la víctima, sin embargo, ésta pidió respeto a su situación, al tiempo que confirmó que ya no denunció el hecho, pues dijo, todo fue "una bronca familiar" de la cual expuso, ya no quería hablar.