Muertes por COVID-19 en EEUU superan las 700.000

·2  min de lectura
Homenaje a los estadounidenses que murieron debido al COVID-19

Por Shaina Ahluwalia y Lasya Priya M

1 oct (Reuters) - Estados Unidos superó las 700.000 muertes relacionadas con el coronavirus el viernes, según un recuento de Reuters, mientras los funcionarios implementan dosis de refuerzo de vacunas para proteger a los ancianos y las personas que trabajan en profesiones de alto riesgo.

El país ha informado un promedio de más de 2.000 muertes por día durante la última semana, lo que representa alrededor del 60% del pico de muertes en enero, mostró un análisis de Reuters de datos de salud pública.

Estados Unidos todavía lidera el mundo en casos y muertes por COVID-19, representando el 19% y el 14% de todas las infecciones y muertes reportadas, según el recuento de Reuters. A nivel mundial, se prevé que la pandemia supere los 5 millones de muertes.

La variante Delta altamente transmisible ha impulsado un aumento en los casos de COVID-19 que alcanzó su punto máximo a mediados de septiembre antes de caer al nivel actual de aproximadamente 117.625 casos por día, según un promedio móvil de siete días.

Eso todavía está muy por encima de los 10.000 casos por día que el principal experto en enfermedades infecciosas del país, el doctor Anthony Fauci, ha dicho que es necesario llegar para poner fin a la crisis de salud.

Aunque el número de hospitalizaciones nacionales ha caído en las últimas semanas, algunos estados, particularmente en el sur del país, llevan una tendencia contraria para registrar grandes aumentos, lo que ejerce presión sobre los sistemas de salud.

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, recibió una inyección de refuerzo el lunes, con la esperanza de dar un ejemplo a los estadounidenses sobre la necesidad de recibir la vacuna adicional incluso cuando millones se quedan sin la primera.

Si bien los científicos están divididos sobre la necesidad de inyecciones de refuerzo cuando tantas personas en Estados Unidos y otros países siguen sin vacunarse, Biden anunció la iniciativa en agosto como parte de un esfuerzo para acentuar la protección contra la variante Delta.

Alrededor del 56% de la población de Estados Unidos ha sido completamente vacunada, y cerca del 65% recibió al menos una dosis, según los datos de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades.

(Reporte de Shaina Ahluwalia, Lasya Priya M y Roshan Abraham en Bengaluru, Editado en Español por Manuel Farías)

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.