Muerte de Mikayla Miller, una adolescente negra LGBTQ, se considera suicidio a pesar de las acusaciones de linchamiento

·2  min de lectura
 (Getty Images)
(Getty Images)

El médico forense de Massachusetts concluyó que la muerte de Mikayla Miller, una adolescente negra LGBTQ, fue un suicidio, informa The Boston Globe.

Su familia ha alegado que pudo haber sido linchada por un grupo de adolescentes blancos y que las autoridades locales hasta ahora han llevado a cabo una investigación inadecuada.

Miller fue encontrada el 18 de abril colgada de un árbol cerca de su casa en Hopkinton, Massachusetts.

"Mi preocupación es, ¿realmente miraron a fondo la escena del crimen?" Calvina Strothers, la madre de Miller, ha dicho anteriormente. "¿O simplemente lo descartaron porque es una chica negra en un árbol en Hopkinton?".

Sigue abierta la investigación sobre su muerte.

El día antes de su muerte, según funcionarios locales y la familia de Miller, la niña fue víctima de una agresión física por parte de un grupo de adolescentes, que la dejó con el labio ensangrentado.

Los funcionarios locales han dicho que el grupo incluía al menos a dos personas, un niño y una niña, mientras que un portavoz de la familia Miller ha dicho que al menos cinco personas estaban allí, incluida una niña que había estado recientemente en una relación con Miller.

Más tarde esa noche, Strothers llamó a la policía de Hopkinton para informar que su hija había sido "asaltada".

Leer más: Nuevo récord de estadounidenses que se identifican como LGBT, revela encuesta

La policía y los fiscales locales inicialmente le dijeron a la familia que su hija se había suicidado, pero tardaron casi dos semanas en compartir información con el público. En ese momento, numerosas personas en la comunidad y en las redes sociales especularon sobre lo que condujo a la muerte de Miller, incluida una golpiza por motivos raciales o incluso un verdadero linchamiento.

La fiscal de distrito del condado de Middlesex, Marian Ryan, ha defendido el manejo del caso por parte de su oficina hasta ahora. “Permítanme aclarar una cosa: nada puede traer de vuelta a Mikayla o consolar a su afligida familia. Pero lo que podemos hacer, de hecho lo que le debemos, es una explicación precisa y completa de lo que la llevó a la muerte”, dijo la semana pasada. “Tiene mi palabra como fiscal de distrito y como madre, que daré esa respuesta. Pero el público debe darnos tiempo para encontrar las respuestas".

Agregó que cualquier acusación de que la identidad de Miller como una niña negra LGBTQ hubiera inspirado una investigación poco sincera era "dolorosamente falsa".

Las críticas a la investigación han sido numerosas, incluido que los investigadores inicialmente no trataron el incidente como sospechoso, que mantuvieron registros deficientes y que se basaron en datos inexactos de teléfonos celulares.

Relacionados

Trastornos alimenticios son tres veces más probables en los jóvenes LGBT +

La batalla por la Ley de Igualdad destaca el agonizante ritmo de progreso para los estadounidenses LGBT+

Los médicos en Arkansas podrán negar el tratamiento a los pacientes LGBT+ “basado en objeciones religiosas”

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.