La muerte de Diego Maradona. Qué ofrenda dejó Cristina Kirchner en el féretro

LA NACION
·2  min de lectura

Poco antes de los incidentes por el ingreso a la fuerza de grupos de hinchas, la vicepresidenta Cristina Kirchner asistió en la Casa Rosada al velatorio de Diego Maradona, quien falleció ayer a los 60 años, se acercó al féretro y le dejó al astro del fútbol una ofrenda. Fue su último adiós al Diez antes de que sus restos sean trasladados al cementerio Jardín Bella Vista.

Al ingresar, con la cara cubierta por un barbijo, según puede verse en las imágenes del lugar a las que tuvo acceso LA NACION, la vicepresidenta saludó a la expareja de Maradona, Claudia Villafañe, y a sus hijas, Dalma, Giannina y Jana.

Jardín Bella Vista: cómo es el lugar donde van a enterrar al 10

A continuación, se acercó al féretro y colocó un rosario. Se quedó por algunos segundos con las manos apoyadas junto a su ofrenda, volvió a tocar la ofrenda, golpeteó suavemente el cajón en el que descansan los restos de Maradona, y se alejó.

CFK se despide de Diego Maradona

Después de despedirse del astro del fútbol, Cristina Kirchner dejó el salón donde se realizaba el velorio y fue con la senadora Anabel Fernández Sagasti hasta el despacho del ministro del Interior, Eduardo "Wado" De Pedro, donde almorzaron.

Poco después de que Cristina Kirchner llegara, un grupo de personas ingresó por la fuerza a la Casa de Gobierno y hubo desbordes. Los hinchas treparon por las rejas de la Casa Rosada e ingresaron de manera descontrolada. La resistencia de la seguridad en las puertas principales cedió y la situación se tornaba muy tensa. Los gases lacrimógenos comienzan a afectar incluso a la gente que está dentro de la Casa de Gobierno. La gendarmería ingresa en la explanada principal.

Más temprano, Cristina Kirchner había dado comienzo a una sesión especial en el Senado en la que legisladores del arco político expresaron su pesar por la repentina muerte del ídolo popular. Los legisladores tenían previsto aprobar hoy un proyecto sobre la deuda externa pero acordaron posponer esa discusión para el lunes para conmemorar la muerte del futbolista, que causó conmoción en todo el país y por la que el gobierno nacional decretó tres días de duelo.

En la apertura del plenario, tras entonar las estrofas del himno nacional, la vicepresidenta dio lugar a las palabras de despedida preparadas para despedir al futbolista y dejó la sesión en manos de la presidenta provisional Claudia Ledesma. Luego se trasladó ala Casa Rosada.