Mueren cuatro policías y un terrorista en ataque en el norte de Irak

Agencia EFE

Bagdad, 22 dic (EFE).- Al menos cuatro policías murieron en un ataque atribuido hoy por las autoridades al grupo yihadista Estado Islámico (EI) en una instalación petrolera en Beyi, en la norteña provincia iraquí de Saladino, donde las fuerzas de seguridad consiguieron abatir a un miembro de los radicales.

La Célula de Comunicación de Seguridad de Irak informó este domingo en un comunicado de que la pasada noche "miembros del EI" atacaron un puesto de policía encargado de custodiar la refinería de la ciudad de Beyi, en el norte de Irak, y causó la muerte de al menos cuatro miembros de las fuerzas de seguridad.

Durante los enfrentamientos, en los que se emplearon armas de asalto, cuatro efectivos de Policía murieron y un oficial fue herido y trasladado a un hospital de la zona, dijo a Efe el comandante de Policía de Saladino, Essam Mohamed.

La fuente aseguró que las fuerzas de seguridad lograron matar a uno de los atacantes, que llevaba un cinturón de explosivos, mientras que el resto huyó hacia zonas desérticas cercanas.

Por su parte, el comandante de operaciones de la provincia de Saladino, Mohasen Hate, aseguró a la agencia oficial de noticias iraquí INA que "la operación continúa para eliminar a los grupos terroristas" restantes en la provincia, donde la inteligencia iraquí ha detectado actividad de células radicales.

Estos ataques se producen después de que hace dos semanas Irak celebrara el segundo aniversario de la victoria ante los extremistas, que dominaron amplias áreas del país entre 2014 y 2017.

Miembros del EI siguen presentes en áreas del norte y noreste de Irak, y en la frontera occidental con Siria, a pesar de que las autoridades de Bagdad declararon la victoria militar sobre el grupo en diciembre de 2017, cuando recuperaron todos los territorios que el grupo radical había dominado.

(c) Agencia EFE