Muere joven meses después que fue baleado por un conductor de Uber, dijo la policía de Hollywood

Cortesía de April McGlashan

Miles McGlashan pasó 71 días en el hospital, conectado a máquinas médicas que lo mantenían con vida. Un conductor de Uber lo baleó a fines del año pasado.

Este jueves, la policía de Hollywood reportó que el estudiante de 19 años de la Universidad Barry, murió tras sucumbir a sus heridas.

La noticia de su muerte la reportó el canal WPLG Local 10 News.

“En los próximos días se le hará una autopsia”, le dijo al Miami Herald la portavoz de la policía de Hollywood, Deanna Bettineschi. “Los detectives de homicidio recogerán toda la información que puedan en este caso y se la presentarán a la Fiscalía Estatal del Condado Miami-Dade”.

Según la policía, en noviembre, McGlashan y el conductor del Uber, por algún motivo, se enredaron en una pelea y, entonces el chofer le disparó al joven de Plantation en el pecho.

Hasta el momento, el conductor no ha sido identificado, arrestado ni acusado por la policía.

La madre de McGlashan, April McGlashan, dijo que el muchacho tomó el Uber para ir a la casa de sus abuelos y luego, pudo haber ido a visitar a un amigo.

A principios de diciembre, April le dijo al Miami Herald que Miles nunca había tenido una pelea ni había tenido problemas con la ley. Las circunstancias que rodean su muerte le parecen absurdas.

April y la abuela de Miles lo visitaban diariamente, en tanto los médicos luchaban para salvarle la vida.

“Estoy destrozada por su muerte,” dijo April. “Su inocencia desapareció”.

Traducción de Jorge Posada