Muere un herido 14 meses después de la explosión en Líbano

·2  min de lectura
Ibrahim Harb, un libanés de 35 años que sufrió heridas gravísimas en la explosión en el puerto de Líbano murió el 27 de septiembre de 2021, 14 meses después del siniestro. Su padre llora ante el retrato de su hijo durante la procesión fúnebre, martes 28 de setiembre de 2021. (AP Foto/Hussein Malla)

BEIRUT (AP) — Un libanés que sufrió heridas gravísimas en la gran explosión en el puerto de Beirut el año pasado ha muerto, casi 14 meses después del siniestro, dijo su familia el martes.

Ibrahim Harb, un contador de 35 años, se encontraba en su oficina en el centro de la capital libanesa cuando se produjo la explosión que arrasó el puerto y los vecindarios cercanos. Murió en la casa de sus padres el lunes por la noche, dijo su hermano, Mazen Harb, a The Associated Press.

Con ésta suman 215 las muertes provocadas por la explosión, según el recuento oficial.

El 4 de agosto de 2020, cientos de toneladas de nitrato de amonio, un material altamente explosivo que se utiliza en fertilizantes, detonaron tras un incendio en el puerto. Posteriormente se supo que el nitrato estuvo almacenado de manera indebida en un depósito del puerto durante años y que funcionarios de seguridad lo sabían y no hicieron nada al respecto.

Además de los cientos de muertos, más de 6.000 personas resultaron heridas, muchas de ellas por vidrios rotos, muebles y escombros.

Ibrahim, quien iba a casarse al mes siguiente de la tragedia, sufrió heridas graves en la cabeza y estuvo más de tres meses en coma después de la explosión, dijo su hermano. Posteriormente estuvo en un centro de rehabilitación, semiinconsciente y tendido en la cama, hasta hace tres días cuando la familia decidió llevarlo a casa, donde murió el lunes por la noche.

“No duró más de tres días en casa”, dijo Mazen por teléfono antes de ir al funeral.

Más de un año después, no se ha responsabilizado a nadie por la explosión. El lunes, el juez que preside la investigación debió suspender su trabajo en medio de cuestionamientos legales de políticos y una campaña creciente de la clase política en su contra.

Tarek Bitar es el segundo juez que dirige la compleja indagación. Su predecesor también enfrentó cuestionamientos similares de altos funcionarios a los que acusó de negligencia.

“Dios castigue a quienes fueron los culpables de esto. ¿Qué más podemos decir?”, dijo Mazen.

El martes, el ejército libanés dijo que arrestó a cuatro personas vinculadas con un camión con bolsas de nitrato de amonio hallado semanas atrás en el Valle de Bekaa. Los dos libaneses y dos sirios fueron remitidos a las autoridades judiciales acusados de comprar, almacenar y transportar sustancias prohibidas.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.